El verano dispara la población de cinco concellos ourensanos en más de un 25 %

Los emigrantes llenan concellos como O Bolo, A Teixeira, A Veiga, Quintela y San Xoán


Ourense

En invierno hace frío, pero en algunos municipios ourensanos solo falta ver pasar la típica planta rodadora de los películas de vaqueros para percatarse del desierto demográfico en que se ha convertido la provincia. Los ourensanos emigran, sí, pero no pierden su vínculo con la tierra que los vio nacer. Es un fenómeno que cualquiera puede percibir y que avalan los datos que el Instituto Galego de Estatística (IGE) acaba de dar a conocer. En verano, además de Sanxenxo y Barreiros -dos clásicos de las segundas viviendas a pie de playa- los ayuntamientos gallegos en los que más crece la población en verano son San Xoán de Río, O Bolo, A Teixeira, A Veiga y Quintela de Leirado.

Se trata, en todos los casos, de concellos rurales de menos de menos de mil habitantes. Todos están entre los que más población pierden año tras año. Sin embargo, allí en el tercer trimestre del año (julio, agosto y septiembre) el número de habitantes crece más de un 25 %. «Tamén cabe resaltar que a maioría dos concellos cun incremento porcentual superior ao 15 % pertencen a provincia de Ourense», destaca el estudio elaborado por el IGE, que atribuye esos datos a las «segundas viviendas». Ese concepto se adapta mejor a la realidad de Sanxenxo o Barreiros, pero en realidad la variación poblacional de los municipios ourensanos se debe a los emigrantes que dejaron la que era su primera vivienda para buscar oportunidades en otro lugar, pero que vuelven a ella aprovechando sus vacaciones de verano. A la inversa, según el IGE, ningún concello presenta una disminución superior al 3 % atribuible a las segundas viviendas.

El ayuntamiento con menor carga poblacional de día de toda Galicia es el de Barbadás

Hay ciertos ayuntamientos en los que casi nadie vive pero donde muchos trabajan. Dos ejemplos claros de ello son Carballeda de Valdeorras y San Cibrao das Viñas, el primero por la concentración de canteras y naves relacionadas con el sector pizarrero y el segundo, por su polígono industrial, uno de los más importantes de la comunidad. Esos dos concellos son, según el Instituto Galego de Estatística (IGE), los que tienen mayores tasas de carga poblacional en la comunidad.

Según ese estudio, los ayuntamientos donde más aumentó la población diurna en el año 2016 debido a los desplazamientos por motivos de trabajo fueron las siete grandes ciudades, especialmente A Coruña, Santiago y Vigo. Además, destacan los ayuntamientos de O Porriño, San Cibrao das Viñas, Bergondo, Arteixo, Carballeda de Valdeorras, Mos e Padrón, «onde existen importantes polígonos industriais», dice el IGE. Esa afirmación se ajusta a la realidad en el caso de San Cibrao, pero en el de Carballeda no se trata de uno o varios parques empresariales al uso, sino de una amplia zona de extracción de pizarra, con canteras y naves diseminadas en el territorio. Por el contrario, el concello con menor tasa de carga población es Barbadás, cerca de un 91 %, «debido especialmente á saída de traballadores residentes con destino aos concellos limítrofes de Ourense ou San Cibrao», dice el IGE.

En lo que respecta a los desplazamientos relacionados con los estudios, a nivel autonómico destaca Santiago de Compostela por la importancia de su universidad. El resto de ciudades gallegas quedan muy lejos de los datos que registra la capital, aunque el flujo poblacional vinculado a la actividad estudiantil es mayor también en A Coruña y Vigo que en Ourense.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El verano dispara la población de cinco concellos ourensanos en más de un 25 %