Valdeorras protesta contra el cierre de las taquillas de Renfe con una caravana de coches

Decenas de vehículos recorrieron la distancia entre O Barco y A Rúa

;
Valdeorras reclama que se mantenga la venta de billetes de tren en O Barco y A Rúa Vecinos protagonizaron una caravana de coches reivindicativa y leyeron un manifiesto pidiendo que se reponga el servicio

Ourense

El pasado miércoles fue el último día que estuvieron activas las taquillas de las estaciones de tren de O Barco y de A Rúa de Valdeorras. Un cierre, y la desaparición de cuatro puestos de trabajo, que Renfe hizo efectivo después de haberlo anunciado en numerosas ocasiones, la primera en el 2017. Como respuesta a la eliminación de este servicio, decenas de valdeorreses participaron en un acto de protesta este domingo por la mañana, convocados por el BNG. Más de setenta coches recorrieron en caravana la distancia que hay desde O Barco hasta A Rúa con el fin de dejar clara su postura de rechazo a la decisión de la ferroviaria. «As dúas estacións foron no seu día un símbolo de crecemento para os nosos municipios e este tipo de decisións estannos levando ao illamento», afirma la nacionalista María González Albert, concejala de A Rúa, en donde terminó la caravana con una concentración.

«Vivimos nunha zona lonxe da cidade e sentímonos abandonados polas administracións», dice Quin Pérez, rués que participó este domingo en la protesta. «Os servizos van a menos e, en consecuencia, diminúe a poboación. Apenas pasan trenes xa por aquí, un a Barcelona e outro de Vigo a Ponferrada, polo que se fai obrigado ter vehículo propio», añade. A la concentración acudieron concejales nacionalistas y socialistas de los municipios perjudicados.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Valdeorras protesta contra el cierre de las taquillas de Renfe con una caravana de coches