El Xurés compila su patrimonio para conservarlo y explotarlo

María Teresa Rodríguez Vázquez
MAITE RODRÍGUEZ OURENSE / LA VOZ

LOBIOS

teresa cela

El estudio se presentó al público en la sede del parque en Lobios

06 mar 2016 . Actualizado a las 05:00 h.

El patrimonio de los seis concellos gallegos de la Reserva de la Biosfera Transfronteriza Gerês-Xurés puede servir no solo para ser explotado turísticamente sino para permitir arraigar, todavía, población. Un proyecto financiado con fondos Feder y desarrollado por dos cooperativas compostelanas unidas en una UTE permitió recoger el patrimonio material e inmaterial de esta zona fronteriza. «Nos plantexamos un proxecto participativo e vivo, que se reflexa no documental Patrimonio habitado no que fala a xente», explica Óscar Senra, uno de los desarrolladores del proyecto.

A través de encuentros colectivos y más de medio centenar de entrevistas personales se fueron recabando primero pistas y luego información más ampliada sobre las leyendas, gastronomía, nombres de rocas y la relación entre el paisaje y el ser humano en una área en el que el aprovechamiento del monte fue muy intensivo, explica Senra. La excelente memoria de vecinos como Lisandro, de 99 anos, Segunda o Filomena permitió recoger patrimonio gastronómico ya desaparecido o en fase de desaparición como recetas a base de sangre de la matanza del cerdo (a raposa o la raposa do pau) y otro sigue vigente, como el roscón o el licor café. El estudio permitió saber que este licor se remonta en esta zona de la Baixa Limia ya al siglo XIX.

Parte del patrimonio sigue vivo o se está recuperando, como las figuras del entroido: el cabreiro en Muíños, el troteiro en Bande o los galanes y madamitas en Entrimo. Los trajes de estas figuras de carnaval se expusieron ayer en el CEIP Xurés de Lobios dentro de la jornada de puertas abiertas realizada para dar a conocer este proyecto. Los escolares de cuatro colegios y un instituto de la comarca también participaron en talleres de cómics sobre patrimonio, en los que los estudiantes reinventaban leyendas.