Un sello de calidad reconoce el valor del aceite gallego

La Asociación de Productores de Aceite y Aceituna de Galicia entregó la distinción a diez comercializadores, cuatro de Ourense


ourense

La Asociación de Productores de Aceite y Aceituna de Galicia, (Apaag), acaba de conceder a sus comercializadores el sello de calidad y garantía. Con él, se asegura a los consumidores que compran un producto totalmente gallego. Un total de diez empresas recibieron la distinción. De ellas, cuatro son ourensanas. Se trata de Aceites Abril, Novoa Nature, Alma Meiga y Pazo do Rego.

En el caso de Abril recibir el sello es algo que ayudará a diferenciar el origen de sus distintas variedades de aceite. «Con la legislación vigente no se nos permite poner el origen en las botellas. El sello funciona como un diferenciador de nuestro aceite 100 % gallego y eso es algo bueno, porque teníamos ganas de sacar pecho del producto de la tierra que tenemos», explicó Rubén Gutiérrez, encargado del departamento de agro de la empresa ourensana, que hace diez años comenzó su plantación de olivos gallegos. En el caso de los aceites Pazo do Rego y Alma Meiga, la producción es más reciente. «Somos unha empresa familiar que procesamos as olivas recollidas ao momento. O feito de recibir este selo é unha vantaxe moi grande que garante a calidade do noso produto galego», dijo Manuel Álvarez, representante de Pazo do Rego, durante la entrega de los sellos de garantía este lunes. La empresa se formó en el 2014 con varias plantaciones en Vilamarín y este año va por su segunda añada.

En el caso de Alma Meiga, también un negocio familiar, en este caso situado en Castrelo de Miño. La idea de apostar por los olivos surgió hace tres años. «Queríamos invertir en algo que dejar a nuestros hijos el día de mañana para que pudiesen entregarse y vivir de ello», afirmó Luisa Rodríguez. Y así fue, ella y su marido han delegado la gestión de la empresa en su hija, Antía García, actual propietaria de la misma. «El año comercializamos una parte pequeña de la producción y este ya empezamos con la venta y presentación a mayor escala. Sin duda recibir este sello es sinónimo de ahínco, así que vamos con paso firme y con muchas ganas», añadió.

79 productores ourensanos

La provincia de Ourense se lleva la palma. De los 160 productores asociados de toda Galicia con los que cuenta la Apaag, casi 80 son ourensanos. Le seguiría Pontevedra con 65, Lugo con 10 y A Coruña con tan solo seis. Estos datos hacen referencia a las empresas asociadas -de lo contrario, el número de productores se duplicaría- que ocupan un total de 144 hectáreas, con más de 152.000 olivos. En la presentación del sello de garantía, el presidente de la asociación gallega, José Antonio García, señaló la necesidad de un nuevo marco normativo. «Necesitamos que se recoñeza e se protexa a calidade do auténtico aceite que se produce en Galicia. Co selo podemos defender a quen fai o aceite galego pero, sobre todo, aos clientes á hora de compralo. Queremos que chegue un día no que non haxa marcas que vendan aceite galego sen selo», explicó.

Por su parte, el portavoz y miembro de la directiva de Agaap, Avelino Pazos, que también estuvo presente en la entrega de los sellos de garantía hizo hincapié en la alta calidad de oro líquido de la tierra. «O fin primordial da nosa asociación é poñer en valor o rural para revitalizalo e facer que sexa rendible, todo elo dentro dun marco legal e cunha trazabilidade dende o inicio do proceso e ata a finalización do mesmo», dijo. Y añadió: «O noso fin e facer visible e dar a coñecer que o aceite galego é un produto de altísima calidade con unhas características organolépticas que non lle ten nada que envexar a ningún outro aceite, mentres tramitamos a Indicación Xeográfica Protexida». El sello se revisará anualmente.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un sello de calidad reconoce el valor del aceite gallego