Las viviendas de la provincia tienen una media de edad de más de 80 años

En 36 ayuntamientos hay más inmuebles residenciales que vecinos censados

.

Ourense

No todos los ourensanos viven en edificios construidos hace dos o tres décadas en el centro de la capital de la provincia. Muchos residen en casas que superan incluso el siglo de vida, de modo que la edad media de las viviendas en Ourense alcanza los 86 años. Esa es una de las principales conclusiones del estudio Xeovivenda, elaborado por la Asociación de Constructores de Ourense (ACO) con la financiación de la Diputación.

En base a ese informe, que analiza uno por uno los 235.363 inmuebles de uso residencial que existen en la provincia, se concluye que el año medio de construcción de los mismos es 1931. El estudio también aborda la última rehabilitación de las viviendas y la media se sitúa en el año 1959. Cabe destacar, por otra parte, que la superficie media de las residencias de los ourensanos está en 129 metros cuadrados.

Comparativa

El informe elaborado por ACO baja al detalle y da una idea de qué municipios han tenido una actividad constructora más intensa. Así, llama la atención el hecho de que el año medio de construcción de las viviendas baja del 1900 en siete municipios de la provincia: Os Blancos, Boborás, Carballeda de Avia, Chandrexa de Queixa, O Irixo, Ramirás, A Rúa y Xunqueira de Espadañedo. El de este último municipio es un caso especial puesto que, según el estudio de ACO, las casas de ese ayuntamiento fueron construidas de media en 1.760. La media de su última reforma data, sin embargo, de 1952.

Son, todos los citados, concellos situados en un ámbito rural. En los más urbanos, la edad media de las viviendas es más joven. Las grandes villas, más dinámicas en el aspecto demográfico, destacan. Verín es el ayuntamiento con los inmuebles residenciales con un año de construcción más reciente: 1973. Por detrás se sitúan O Carballiño (1967), Xinzo de Limia (1966), Barbadás (1964), y O Barco de Valdeorras (1962). El resto de municipios, salvo el de Ourense, se sitúan ya, como mucho, en la década de los cincuenta. En el caso de la capital ourensana la edad media de las viviendas es de 54 años.

Otro aspecto a tener en cuenta en el análisis realizado por ACO es la correlación entre el número de habitantes de cada municipio y el de viviendas. En el caso de la ciudad se observa que hay casi el doble de vecinos (105.636) que de casas (64.852), pero la realidad es muy diferente en el medio rural. La sangría demográfica hace que hasta 36 ayuntamientos tengan más viviendas que personas censadas. Se trata de más de un tercio del total de los concellos ourensanos: Avión, Baños de Molgas, Beade, A Bola, O Bolo, Calvos de Randín, Castro Caldelas, Cenlle, Chandrexa de Queixa, Cualedro, Entrimo, Esgos, Gomesende, Larouco, Laza, Lobeira, Maceda, Manzaneda, A Merca, Montederramo, Monterrei, Muíños, Nogueira de Ramuín, Paderne de Allariz, Parada de Sil, Petín, A Pobra de Trives, Quintela de Leirado, Rairiz de Veiga, San Xoán de Río, A Teixeira, A Veiga, Verea, Vilar de Barrio, Vilardevós y Xunqueira de Ambía.

Uno de los principales objetivos del estudio realizado por la Asociación de Constructores de Ourense y financiado por la Diputación es, precisamente, identificar dónde existen más necesidades de nueva vivienda.

La Xunta recibe ofertas para comprar edificios en cuatro calles del casco viejo

Si todo sale bien, la Xunta comprará varios inmuebles en la zona vieja de la capital ourensana, al igual que en otras localidades de la comunidad, para rehabilitarlos y, de ese modo, revitalizar «zonas deprimidas dos cascos históricos das cidades e vilas galegas». Así lo informó ayer la Consellería de Infraestruturas en una nota de prensa difundida a los medios de comunicación. Anuncia, de ese modo, los avances en el conocido como Plan Rexurbe que tenía como objetivo comprar entre treinta y cuarenta inmuebles en toda Galicia para su posterior rehabilitación.

Según comunica la Xunta, son 50 las ofertas que ha recibido en Ferrol, Betanzos, Lugo y Ourense. En el caso de la capital ourensana se preveía un gasto de 800.000 euros y el coste de las viviendas presentadas a la convocatoria suma 753.697,06 euros. Si los trámites culminan satisfactoriamente, la Consellería de Infraestruturas e Vivenda habrá logrado los objetivos planteados. Los inmuebles ofrecidos por sus propietarios se encuentran en las calles Pelaio, Manuel Sueiro, Cervantes y Dous de Maio.

«Unha vez rematado o período de presentación de ofertas, o IGVS (Instituto Galego de Vivenda e Solo) está comprobando a documentación presentada para constatar que cumpren os requisitos e posteriormente realizarase a taxación dos bens para realizar unha oferta de adquisición aos propietarios dos mesmos, tal e como establecía a oferta pública de adquisición», relata la Xunta, que precisa que confía en haber completado la compra entre los meses de septiembre y octubre de este año. «Inmediatamente» después, según asegura la Consellería, se iniciará la redacción de los proyectos de rehabilitación.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Las viviendas de la provincia tienen una media de edad de más de 80 años