Loli Prada, taquillera del cine municipal de A Rúa: «A última vez que se encheron todas as butacas foi con 'Titanic'»


Más de dos décadas como taquillera en el cine municipal de A Rúa de Valdeorras -primero en el Rialto y después en el Avenida, dos salas privadas que habían cerrado-, Loli Prada ha ido constatando el declive de espectadores. Recuerda que al principio había mucha gente, que se llenaba la sala en muchas ocasiones; y que después aunque la cosa fue decayendo, se llegaban a juntar 200 personas. «A cifra de agora mellor non dicila», apuntaba al mismo tiempo que miraba el reloj para constatar que en la sesión de ayer a las cinco no iba a haber espectadores. «Ao non ter estreas, a xente vai a Ponferrada ou a Ourense; e son películas boas, pero a xente quere estreas, levamos dous anos fatal», decía. Apuntaba que en ocasiones la taquilla no llega ni para afrontar el gasto en luz y calefacción, y es consciente de que no sería posible mantener el cine abierto si se tratase de una empresa privada.

Pero hubo tiempos buenos, muy buenos. Aunque son pretéritos. Para recordar la imagen de una sala llena, tiene que remontarse a Titanic, la película de Kate Winslet y Leonardo di Caprio. Era 1997.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Loli Prada, taquillera del cine municipal de A Rúa: «A última vez que se encheron todas as butacas foi con 'Titanic'»