Hallan trampas para ciclistas en una pista forestal de A Rúa

Los obstáculos punzantes estaban camuflados supuestamente para provocar accidentes


OURENSE

Un ciclista que se encontraba realizando una ruta por una pista forestal de A Rúa de Valdeorras se encontró dos trampas ocultas en medio del camino -colocadas supuestamente para pinchar ruedas de bicicleta- pues algunas de ellas contenían numerosos pinchos metálicos insertados en palos que estaban semienterrados o incluso en una patata, que también pasaba aparentemente inadvertida. Los obstáculos los encontró José Rivas, quien ya dio aviso a la Guardia Civil, en la pista que va desde el pueblo de Roblido, en A Rúa, hasta el Alto da Cabeza en la cima del camino forestal.

Según señala el denunciante, una de las trampas estaba situada en una pendiente que termina en un precipicio de unos cien metros, por lo que si un ciclista perdiese el control de su bicicleta en ese punto podría tener fatales consecuencias para él, según explica el propio Rivas, que tras encontrar estos obstáculos, procedió a retirarlos para que no causaran peligro a otros corredores que pasasen por la misma zona.

Las imágenes de las trampas se publicaron también en la página de Facebook del club de ciclismo Jabalíes de A Rúa y suscitaron numerosos comentarios de repulsa. En este caso los palos enterrados y una patata con pinchos fueron localizados por un usuario de la pista que pudo retirarlos y denunciar la situación, pero no es la primera vez que la aparición de algún objeto colocado estratégicamente para entorpecer el paso de ciclistas en rutas forestales causa un accidente grave.

Lesión medular en Vigo

Ocurrió cerca de Vigo, hace menos de un año, en septiembre del 2014, cuando un ciclista que rodaba por el monte Alba se encontró de repente en una bajada con una piedra de grandes dimensiones. Impactó contra ella y a consecuencia del golpe sufrió una lesión medular que lo dejó postrado en una silla de ruedas. El asunto está siendo investigado por un juzgado de instrucción vigués, que imputó como sospechosos a cuatro miembros de una comunidad de montes. Los ciclistas sostenían que la piedra que causó el accidente de Diego González no estaba allí anteriormente y que fue colocada con intención de hacer daño. Anteriormente a este grave suceso, ya había habido algún percance entre los comuneros y los ciclistas que acudían al monte Alba durante los fines de semana porque los primeros se oponían a que utilizasen los caminos forestales para entrenarse.

Vigilancia y alerta

En el caso de A Rúa todavía se desconoce quién y por qué ha colocado esos objetos punzantes, si le molesta la presencia de deportistas en la zona o si la finalidad era otra. En el grupo del club ciclista Jabalíes de la red social surgieron comentarios que apuntaban la posibilidad de establecer una vigilancia para descubrir quién se dedica a colocar este tipo de trampas en las pistas del monte.

Estos obstáculos localizadas cerca del mirador de A Rúa de Valdeorras ya han sido retirados por el ciclista que las encontró, pero su aparición ha levantado la alarma entre los deportistas que practican bicicleta de montaña en la zona y que intentan escapar del peligro del tráfico de las carreteras rodando por paisajes poco transitados. Su hallazgo ha sido revelado para advertir a otros ciclistas que circulen por la zona para que estén precavidos y en alerta para evitar sufrir un accidente si es que vuelven a colocar trampas semejantes.

La aparición de los obstáculos ha sido comunicada a la Guardia Civil para que tome medidas de vigilancia y para que esté advertida en caso de que vuelva a producirse otro hecho en las pistas que usan los ciclistas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos

Hallan trampas para ciclistas en una pista forestal de A Rúa