La Guardia Civil detecta un aumento de las estafas electrónicas en Ourense

El teniente coronel abogó por prevenir estos delitos apelando a la prudencia personal


ourense / la voz

La Guardia Civil volvió a recibir el reconocimiento de la sociedad ourensana y el instituto armado, a su vez, mostró su agradecimiento a las personas e instituciones públicas y privadas que colaboran con el cuerpo en la celebración del día de su patrona. Cumpliendo órdenes y la tradición centenaria, el acto central institucional en la Comandancia de Ourense fue castrense y sencillo. No faltó el emotivo recuerdo a las víctimas caídas en defensa de España ni la imposición de cruces al mérito, en una jornada algo desapacible por el viento, aunque no llegó a llover.

En su discurso, el teniente coronel de la Comandancia ourensana, Manuel Novo Colldefors, hizo un repaso de la actividad del último año. «La mejor noticia es que no hay grandes novedades ni variaciones con respecto a los datos del año pasado; los niveles de delincuencia y esclarecimiento de los delitos son similares a los del 2017», proclamó. Dijo que se ha logrado aún sin disponer de los medios personales y materiales que les gustaría, aunque luego matizó que el catálogo de personal está bastante bien cubierto en Ourense, con un porcentaje superior al noventa por ciento.

En su rendición de cuentas, el teniente coronel advirtió del crecimiento sustancial del número de estafas electrónicas detectadas en la provincia. Novo apuntó que el significativo aumento estadístico se debe también a que era un tipo de delito que antes no aparecía y cualquier subida se nota relativamente. «Hemos detectado la subida sobre todo este año, aunque ya empezó el año pasado, no son tantos pero antes no los había», especificó el responsable. Pero son cada vez más frecuentes las estafas denunciadas por compras en Internet de productos que no se reciben o problemas similares. El teniente coronel indicó que, aunque la Guardia Civil consigue investigar estos casos y progresar en su resolución, lo fundamental es prevenir este tipo de hechos, y abogó por actuar con prudencia en las actividades personales que tengan que ver con la red.

Novo Colldefors también mencionó en su discurso operaciones realizadas en la Comandancia, como la Oleum, que permitió detener al autor de quince robos con violencia en gasolineras gallegas o la operación Cleaner, con un resultado de cinco detenidos por robos en viviendas. El tráfico de drogas y la desarticulación de puntos de venta en O Carballiño, Xinzo y A Gudiña estuvo en el punto de mira y terminó con seis detenidos dentro de la operación Imperium.

El responsable de la Guardia Civil en Ourense también recordó las «jornadas terribles» con la oleada de incendios de hace un año. El teniente coronel transmitió la «íntima sensación de orgullo» que sintió por el comportamiento de los componentes de la Guardia Civil de Ourense, pues muchos de ellos asumieron riesgos importantes por ayudar a la población. Otras actuaciones que destacó Novo se refirieron a los resultados en seguridad vial, pues en el año 2017 se consiguió «un récord histórico positivo a nivel provincial y se logró ser líder en baja siniestralidad a nivel nacional». Matizó, no obstante, que las cifras de este año no son tan buenas. En el campo de protección de la naturaleza, se instruyeron doce atestados por maltrato animal por el que fueron investigados once sospechosos. El Seprona investigó a otras cinco personas por daños al yacimiento arqueológico de Castro de Bubal. Asimismo, mencionó cinco detenciones por delitos relativos a la tenencia, depósito, fabricación y mal uso de explosivos.

Homenaje a un centenario y a héroes actuales

La Guardia Civil reconoció la labor de sus miembros, pero también la de personas de otros cuerpos e instituciones que colaboran con la institución. Entre los homenajeados estaba Manuel Vázquez, teniente honorífico, natural de Paizás (Ramirás), que está a punto de cumplir cien años. Ingresó en 1940 en la Guardia Civil y formó parte de la segunda promoción de la agrupación de Tráfico.

Entre los componentes que recibieron cruces por su mérito destacó la de distintivo rojo, que se concede en contadas ocasiones, entregada al cabo Luis Ángel Veloso, por su servicio extraordinario en la detención de cuatro albanokosovares, una operación en la que puso su vida en riesgo.

También se distinguieron a los mandos y agentes que participaron en la detención de un brigadista supuestamente incendiario en A Baixa Limia o a los que participaron en operaciones contra el tráfico de drogas en Xinzo de Limia y O Barco.

Asimismo, se reconoció la valentía de un guardia de la GNR de Melgaço, Miguel Lopes, que salvó a un hombre de 73 años, pescador que se cayó al río Troncoso, en Ponte Barxas, el 30 de mayo. El guardia se metió en el río en solitario y consiguió sacarlo y reanimarlo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La Guardia Civil detecta un aumento de las estafas electrónicas en Ourense