Toneladas de sal y salmuera contra las heladas en Ourense

Estado, Xunta y Diputación ya están en plena actividad en la campaña para mantener limpias las vías de circulación


ourense / la voz

El invierno no está siendo tan duro, por ahora, para las carreteras ourensanas, pero ya ha habido fuertes heladas y una nevada que han obligado a intervenir a los responsables del mantenimiento de las vías, tanto estatales, como autonómicas o provinciales. Todos los años, cada administración presenta sus planes de vialidad invernal, con la maquinaria y toneladas de fundentes que tienen preparados -en función de la experiencia de inviernos anteriores- para intervenir ante las incidencias meteorológicas.

Prevenir para evitar que se formen placas de hielo en las calzadas es el objetivo de los responsables de las carreteras del Estado en Ourense. En función de las previsiones del tiempo que reciben de la AEMET (Agencia Española Meteorología) o de las estaciones de la DGT, el Ministerio de Fomento conoce las zonas en las que se suelen formar placas cuando se prevé una bajada de temperaturas. Son zonas de sombra, en las que se dan bajas temperaturas nocturnas y en puntos altos, por encima de los 800 o 900 metros.

El Estado dispone en la provincia de Ourense de veinte máquinas quitanieves, además de ocho camiones para atender la vertiente ourensana del puerto de A Canda y que se distribuyen desde A Gudiña para atender sus 521 kilómetros de carreteras. Mantener limpia y con seguridad para la circulación la A-52 es crucial para las comunicaciones en la provincia. Es la prioridad y se atiende primero en caso de emergencia, luego las carreteras nacionales. En lo que va de invierno se han consumido para este fin 220.000 litros de salmuera y 570 toneladas de sal para la conservación de las carreteras del Estado. Es menos que otros años. «No está siendo un invierno especialmente duro», dice el jefe provincial de Fomento, Álvaro Rodríguez. Pero en las dos últimas semanas, desde el 26 de diciembre, han salido bastante las máquinas por prevención ante la bajada de temperaturas, señala Miguel Ángel Martín, jefe de conservación de Matinsa para la A-52. Pero este año, solo ha habido por ahora una fuerte nevada, la del 24 de noviembre y que afectó sobre todo a la circulación en la autovía en A Gudiña. Lo dificultoso en estos casos, explican, es si se cruza un vehículo pesado pues complica el paso de las quitanieves.

En el caso de la Diputación, se tiene que encargar de mantener operativa una red de carreteras de 1.840 kilómetros, de los cuales 1.078 se encuentran en riesgo de heladas y 727, de nevadas. La institución provincial dispone de nueve centros de conservación, desde los que salen treinta equipos mecánicos.

La Diputación distribuye la provincia en cinco zonas de predicción meteorológica, en las que desde el inicio de la campaña invernal se han consumido 366 toneladas de sal para combatir las fuertes heladas en las vías provinciales.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Toneladas de sal y salmuera contra las heladas en Ourense