A Bola pide auxilio policial para desalojar el geriátrico

La CIG afirma que se paró la entrada del Concello y que se reunirán con el subdelegado el lunes


ourense / la voz

La alcaldesa de A Bola, Teresa Barge, acudió ayer a la Subdelegación del Gobierno para pedir el apoyo de la Guardia Civil en el desalojo de la residencia de ancianos que pretende llevar a cabo el próximo lunes. En un comunicado, la subdelegación apuntó que su competencia exclusiva es la de «prestar apoio a través da Guardia Civil en caso de existir disturbios de orde público». La subdelegación matizó que en este caso ha de operare con cautela y protegiendo a los residentes «vulnerables».

El Concello de A Bola quiere ejecutar el desalojo para hacer obras en el edificio municipal ya que considera que hay riesgos de salubridad y se apoya en un auto del 6 de julio del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 que autoriza la entrada al personal municipal de A Bola en la residencia para ejecutar resoluciones administrativas de desalojo que hizo el Ayuntamiento. En otro auto del pasado jueves, el mismo juzgado negaba la adopción de medidas urgentes para que la autoridad judicial ordenase a la Guardia Civil la expulsión del administrador y del personal a su cargo. El juez insta al Concello a solicitar directamente el auxilio de fuerzas policiales. Ayer, el sindicato CIG comunicó que logró paralizar el desalojo previsto para el lunes, día en el que acudirán con trabajadores del centro a entrevistarse con el subdelegado del Gobierno.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

A Bola pide auxilio policial para desalojar el geriátrico