Una empresa debe pagar 12.000 euros a un obrero por echarlo alegando que no pasó el periodo de prueba cuando estaba de baja

Maite Rodríguez Vázquez
maite rodríguez OURENSE / LA VOZ

OURENSE

Interior de los juzgados de Ourense
Interior de los juzgados de Ourense Santi M. Amil

Dos instancias judiciales declaran nulo el despido del trabajador, que sufrió un accidente laboral al mes de empezar, y debe ser readmitido

23 feb 2024 . Actualizado a las 05:00 h.

Una empresa ha sido condenada a readmitir a un trabajador al que despidió mientras estaba de baja por una incapacidad laboral temporal, aunque la compañía alegó que el operario no había superado el período de prueba. La empresa tendrá que indemnizar al demandante con 12.501 euros por daños morales.

El trabajador fue contratado en abril del pasado año 2023 con un contrato eventual por circunstancia de la producción con la categoría profesional de serrador de hilo. El 4 de mayo entró en situación de baja por un accidente laboral, a consecuencia de un golpe con una piedra que le produjo una luxación en el hombro derecho, una lesión que estimaba que podría ser de larga duración. El 8 de junio, la empresa le comunicaba el fin del contrato por no superar el período de prueba.

La compañía demandada alegó que su política es decidir si se ha superado o no el período de prueba al final de este y argumentó que otros cuatro trabajadores habían finalizado contrato en los meses anteriores por esa misma causa, la de no superar el tiempo de prueba en la categoría de serrador. Sin embargo, la magistrada rechaza esta alegación. «No es cierto que se esperaba al final para decidir la continuidad del trabajador», reprocha, y considera que si ya consideraban que el demandante no era apto para el puesto no deberían haber esperado hasta que empezó su baja.

En el juicio, la persona de la empresa que compareció no aclaró el motivo ni se ofreció ninguna prueba que demostrase que se no le había discriminado al despedirlo. Por ello la magistrada concluye: « El cese solo es porque el demandante estaba en IT». La sentencia la pronunció, en primera instancia, el Juzgado de lo Social número 3 de Ourense el pasado verano y fue ratificada por el la Sala de lo Social del TSXG, que desestimó el recurso de suplicación de la empresa demandada. Se declara nulo el despido y se ordena así la inmediata readmisión del trabajador —representado por la letrada Sonia Almansa Hebert— sin el abono de los salarios dejados de percibir por estar en IT.

Ante el TSXG, la empresa argumentó que la causa del despido no fue esa incapacidad temporal, pero el tribunal considera no ofreció ejemplos concretos de la falta de aptitud del trabajador. Pedían que la indemnización fuese de 1.500 euros, pero el TSXG dice que la sanción tiene la doble función de resarcir el daño y servir como disuasión.