El premio Voz Natura refuerza el trabajo del colegio de Xunqueira de Ambía

María Doallo Freire
maría Doallo OURENSE

OURENSE

Santi M. Amil

Los galardones de esta edición también reconocieron el esfuerzo del Seminario Menor

07 nov 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

Los premios Voz Natura del curso 2019-2020 ya tienen ganadores. Con la llegada de la pandemia y la suspensión de las clases en marzo, la Fundación Santiago Rey Fernández-Latorre, impulsora del programa ambiental, decidió aplazar el fallo para dar tiempo a los equipos a finalizar sus proyectos en septiembre y octubre. Hace tan solo unos días, el Comité Científico del programa Voz Natura daba a conocer los proyectos ganadores de esta edición, la número 23, en la que se ha reconocido el trabajo de dos colegios ourensanos. El CEIP Padre Crespo de Xunqueira de Ambía consigue el Premio Galicia, dotado con 5.000 euros y patrocinado por la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda y por Sogama. Por su parte, el premio provincial de Ourense, de 2.000 euros y patrocinado por Gadisa, es para el CPR Seminario Menor.

Durante el curso 2019-2020, la construcción de un futuro sin plástico fue el lema de los trabajos participantes en Voz Natura, un programa que está apoyado por la Consellería de Medio Ambiente, la Diputación de A Coruña, la Fundación Alcoa, El Corte Inglés y la Fundación Ramón Areces. En el Padre Crespo basaron su iniciativa en la importancia de los pequeños gestos que se van sumando. De esta forma han conseguido cambiar el paisaje vegetal del entorno de su colegio, convirtiendo un vertedero en un huerto o recuperando un tramo del Camino de Santiago con la rehabilitación del Pasal dos Pelamios que cruza el río Arnoia. «Son proxectos de continuidade nos que seguimos avanzando ano a ano. Nesta ocasión tratamos especialmente as especies invasoras, repoboamos unha parte do bosque e tamén reciclamos, por exemplo coa realización de trampas para velutinas con botellas», explica Javier Pérez Gallego, director del centro. En la escuela de Xunqueira de Ambía incluso han sustituido las botellas de plástico del comedor por bidones reutilizables de cinco litros.

Los 5.000 euros del Premio Galicia los invertirán en dar continuidad a sus proyectos. El siguiente paso es unir mediante un circuito de orientación permanente todos los puntos de interés etnográfico y cultural que tiene el concello.

El CEIP Padre Crespo involucra a todo el municipio en sus proyectos medioambientales

El colegio de Xunqueira de Ambía tiene actualmente 85 alumnos repartidos en los cursos desde Infantil a 6º de Primaria. Todos ellos se involucran en los proyectos de Voz Natura desde hace siete años. También colabora el profesorado, los padres y los propios vecinos del municipio. «A nosa metodoloxía é aprendizaxe-servizo na que todas as accións do colexio reverten na contorna e involucran a toda a comunidade educativa, dende ás familias ata a propia administración. Todos temos que sumar», explica Pérez Gallego. Es el caso de Diana Fernández, madre de un niño que está en Infantil. Ella tiene un vivero y se encarga de manera voluntaria de organizar las acciones en el huerto. «Creo que é moi importante que os rapaces aprendan o valor do medio ambiente e a relevancia de coidar a natureza dende cativos», cuenta. Mientras lo dice, los más pequeños del CEIP Padre Crespo, los alumnos de Infantil, se divierten cultivando flores y plantas aromáticas en una zona recién rehabilitada a la entrada del colegio.

En la recuperación del Pasal dos Pelamios, por ejemplo, contaron con la colaboración de la arquitecta del Concello para diseñar de forma técnica la organización de las piedras, también con la empresa de construcción de los canteros de San Xillao para moverlas o con los miembros de Protección Civil para limpiar el terreno sin peligro. «Sen a súa axuda sería imposible conseguilo», finaliza el director del centro.

Santi M. Amil

En el Seminario Menor realizaron un banco con botellas de plástico que presidirá el mirador

El Seminario Menor recibió el premio provincial de Ourense de Voz Natura. En este colegio comenzaron su concienciación con el medio ambiente hace cinco años. «A primeira idea que puxemos en marcha foi acotar un cachiño do terreo que rodea o noso centro e limpalo», explica Amadeo Blanco, coordinador de los proyectos Voz Natura en el colegio y profesor de Biología. Eliminaron las mimosas, especie invasora, que había en la zona y recogieron todos los plásticos que contaminaban el paisaje natural. El entorno del colegio es uno de los puntos más visitados por ourensanos y turistas debido a las vistas que ofrece de la ciudad.

A los desperdicios que recuperan del monte se suman las botellas de plástico que se emplean en el comedor. El reciclaje de todo ello dio como resultado el proyecto ganador de este año, Ciruxía plástica. Los 85 alumnos que tiene el Seminario Menor participaron de una forma u otra en la construcción de huertos verticales o acumuladores de rocío. Desde hacer esculturas decorativas con botellas, a convertirlas en mobiliario útil. Durante las clases de Tecnología han construido sillas y hasta un banco en el que es posible sentarse, elaborados utilizando exclusivamente lo que en un inicio se consideraba basura. «Queremos colocalo no miradoiro para que a xente poida desfrutalo pero tamén tomar consciencia de todo o desperdicio que se tira neste monte», apunta Blanco. «Creo que todas estas iniciativas encajan muy bien en el programa de la asignatura, los niños se motivan y se vuelcan mucho», explica Álvaro Leis, profesor de Tecnología del centro. En este curso construyeron un muro de recolección del agua de lluvia. Esto les ayuda a mejorar el riego en verano de los árboles que plantan también con el programa de Voz Natura. De cara a este curso, el proyecto consiste en la realización de un minigolf. Con material reciclado, claro.