Vuelve el fútbol


Hace mucho que no voy al fútbol. La última vez andaba la UD Ourense peleando por ascender a Tercera. La historia acabó bien. Eso no quiere decir que no siga la actualidad de los conjuntos ourensanos y que no vea sus partidos cuando los ponen por la tele. Y, como tantos otros, tenía ganas de que volviera a rodar el balón para ese fútbol que está tan alejado de las estrellas mediáticas y de la industria futbolera. Se presenta una temporada apasionante para los cuatro espadas ourensanas. En la capital, afortunadamente seguimos contando con un derbi porque la idea peregrina de Jácome de mezclar el agua y el aceite acabó en el mismo sitio que terminará el rascacielos de Mariñamansa. La UD afronta la campaña con el confort que da tener casa propia para entrenar y con la incertidumbre de una plantilla que confiará en el poder de su afición para suplir carencias. Incógnitas e incertidumbre habrá en los vecinos de Oira, que empiezan casi de cero tras quedarse a las puertas de El Dorado la temporada pasada. O Barco, ya no es sorpresa para nadie, seguirá peleando por dar el campanazo desde el oriente ourensano con un proyecto sólido. Y el Arenteiro, que quieren que les diga después de un verano en el que parecía que la verdadera fusión se haría en O Carballiño. Tienen al entrenador de moda de la categoría y a un ramillete de fichajes para soñar con algo grande. Lo primero que tendremos que hacer los aficionados es ponernos al día con el leonino sistema de competición y cruzar los dedos para que el covid no embarre el terreno de juego. Al fin y al cabo, en los tiempos que corren una dosis de normalidad futbolera no viene mal.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Vuelve el fútbol