Jácome trata de reactivar ahora el PXOM tras meses sin ningún avance

El regidor convoca a los portavoces, incluido Caride, a una reunión

Gonzalo Pérez Jácome, alcalde de Ourense
Gonzalo Pérez Jácome, alcalde de Ourense

Ourense

El PXOM lleva meses paralizado. Aunque el documento fue retocado hace tiempo para resolver los reparos formulados por la Xunta, el gobierno municipal no avanzó en su tramitación por la falta de acuerdo entre los socios de gobierno de Democracia Ourensana y Partido Popular. Tras la ruptura de la coalición entre ambas formaciones, las competencias de Urbanismo -al igual que las del resto de concejales- pasaron directamente al alcalde, Gonzalo Pérez Jácome, que desde entonces lidera un gobierno formado por únicamente otros dos ediles más: Armando Ojea y Telmo Ucha. Es en este contexto en el que el regidor se ha propuesto retomar la aprobación del plan urbanístico. Pretende, de este modo, conseguir ahora con un ejecutivo de tres personas lo que no logró cuando eran catorce.

Según ha informado el gabinete de prensa del Concello de Ourense, Jácome ha convocado a los portavoces de los grupos a una reunión para abordar este asunto el próximo lunes, día 5 de octubre, a las 12.00 horas en el salón de plenos. Además de asistir técnicos de la Concejalía de Urbanismo, el alcalde ha invitado al encuentro a un representante de cada grupo político, es decir, de PSOE, PP, Ciudadanos y BNG, pero también a Miguel Caride en representación de los díscolos de Democracia Ourensana. Ocurre así pese al conflicto abierto con ese concejal, entre otras cosas por determinar quién está al frente de la portavocía del grupo municipal.

Pelotazos y consenso

El regidor trata, de este modo, de conseguir los apoyos necesarios para sacar adelante el plan urbanístico que no logró cuando gobernaba en coalición con el PP y, por lo tanto, con mayoría absoluta. El mayor obstáculo para el acuerdo estuvo en lo que Jácome denominaba como «pelotazos», en referencia, sobre todo, a las torres planificadas junto al puente del Milenio, que el alcalde pretendía eliminar pese a las indemnizaciones que el Concello de Ourense podría tener que afrontar. Las discrepancias sobre este asunto entre el regidor y la hasta hace unos días concejala de Urbanismo, la popular Sonia Ogando, eran patentes antes incluso de que estallase la ruptura de la coalición. Ante las reticencias del PP a cumplir con sus condiciones, Jácome advirtió que sus socios tendrían difícil justificar ante los ciudadanos su permisividad ante un proyecto que «destrozaría el skyline de Ourense». Ogando le acusó entonces de utilizar «estrategias políticas personales» y lo instó a «no frenar el desarrollo socioeconómico de la ciudad».

Nueva etapa

En plena crisis en su propio partido y con el PP ya fuera del gobierno, el alcalde entiende que ahora es el momento para reactivar este asunto. «Obviamente, tenemos que intentar sacar esta ciudad adelante. Lo vamos a conseguir. Y es fundamental, es un tema absolutamente vital», señaló este lunes Jácome, que recordó que en su día -cuando el PP gobernaba en minoría- se opuso a la aprobación provisional del plan en Junta de Gobierno Local. Ahora ese órgano está controlado en exclusiva por el alcalde y sus dos ediles de confianza. «Si bien es cierto que nosotros ahora tenemos el control de la Junta de Gobierno Local, no vamos a ir en contra de nuestras palabras», dice el regidor, que insiste en negociar con los grupos: «Queremos que se apruebe en pleno con lo cual es necesario que se llegue a un consenso».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Jácome trata de reactivar ahora el PXOM tras meses sin ningún avance