Concello y sindicatos rompen la negociación de la oferta pública de empleo

Las centrales rechazan que solo se convoquen plazas para Policía Local y Bomberos


El Concello de Ourense y los representantes de las organizaciones sindicales celebraron una infructuosa reunión de la mesa de negociación referida a la oferta pública de empleo. La administración local centra la oferta en la convocatoria de plazas para la Policía Local y el cuerpo de Bomberos, exclusivamente, mientras los sindicatos consideran dicha postura «injusta, raquítica e ilegal» al existir más de 300 vacantes desde el año 2015.

Desde el Concello se informó que el edil responsable de Personal, Armando Ojea, así como técnicos de este departamento se reunieron para analizar la oferta pública de empleo (OPE) de la ciudad. El encuentro sirvió para dar continuidad al celebrado el pasado 23 de junio en el Centro Cívico de Colón. Ojea reiteró la OPE municipal «con 25 prazas de Policía Local, segundo a taxa de reposición, e 10 de bombeiros» y los sindicatos -según se indica desde el Concello- rechazaron la propuesta «xa que consideran que calquera oferta pública ten que estar vinculada á Relación de Postos de Traballo (RPT) e aos orzamentos do Concello para 2020».

Los sindicatos CC. OO., UGT, CIG, SAP y CSIF votaron en contra de la propuesta del gobierno municipal ourensano. SPPME y USO se abstuvieron. Desde CC. OO. se recordó, tras el encuentro, que hay más de 300 vacantes de empleo desde el 2015 y se incide en que los sindicatos proponen solicitar al Ministerio de Trabajo un informe para ver si se pueden convocar todas las plazas vacantes -el anterior gobierno no convocó ninguna- y que se aporte un borrador para abrir listas de contratación. De no haber acuerdo se irá a la vía judicial.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Concello y sindicatos rompen la negociación de la oferta pública de empleo