No respetar la orden de alejamiento de su expareja podría llevarle a prisión

El acusado habría aparcado su coche junto al de la víctima y al día siguiente se fue hasta su vivienda


ourense / la voz

Una condena de un año de prisión ha solicitado este lunes la representante del Ministerio Fiscal para un hombre al que acusa de haber cometido un delito de quebrantamiento de medida cautelar, por no haber respetado, presuntamente, la medida judicial que le impedía acercarse a su ex pareja.

Los hechos se remontan a febrero del 2019, cuando Marcos R. U. habría rebasado la distancia mínima de seguridad que debía respetar al intentar, en dos ocasiones, acercarse a la víctima. Una de ellas habría sido el 12 de febrero, cuando aparcó su coche detrás del de la perjudicada y, cuando ella trató de arrancar, se colocó a su lado e hizo el gesto de hacerle una foto. Habría constancia además, pese a que el acusado lo niega, de que al día siguiente se acercó a la vivienda de la víctima, en la que habría llegado a tocar el timbre del portero automático. Nadie contestó a sus llamadas, por lo que se marchó del lugar.

Dado que antes de esos hechos el acusado ya había sido condenado por otro delito de quebrantamiento de condena, la fiscalía le aplica en este caso la circunstancia agravante de reincidencia, solicitando que sea condenado a un año de prisión. La última palabra sobre el asunto la tiene ahora la magistrada.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

No respetar la orden de alejamiento de su expareja podría llevarle a prisión