Caen las llamadas a los bomberos para intervenciones no urgentes

Los trabajadores ayudan a la desinfección de espacios públicos

Bomberos trabajando en la capital ourensana
Bomberos trabajando en la capital ourensana

ourense / la voz

Los bomberos de Vigo aplicaron al inicio del estado de alerta un protocolo para evitar contagios por coronavirus que, entre otras cosas, restringe los servicios que pueden atender sus trabajadores. Ya no rescatan animales ni asisten en hogares para no ponerse en riesgo y se reservan exclusivamente para emergencias. Este modelo no se contempla por ahora en el Concello de Ourense, según asegura la concejala de Seguridad, María del Mar Fernández Dibuja.

Los trabajadores del parque de bomberos ourensano siguen atendiendo todo tipo de servicios, pero sí es cierto que han detectado una caída significativa de las llamadas de los ciudadanos para intervenciones ordinarias desde que se aplica el estado de alarma y, por tanto, el confinamiento. Ello no significa que trabajen menos porque ahora dedican gran parte de su jornada a colaborar en la desinfección de espacios públicos.

Cabe destacar, por otra parte, que el Concello de Ourense reorganizó los recursos humanos del servicio en cuanto se decretó la alerta sanitaria para evitar un contagio masivo de los bomberos. Finalmente se decidió, según explica Fernández Dibuja, que hubiese cinco brigadas en lugar de cuatro para que, en caso de contagio, el servicio esté siempre garantizado.

Tampoco el consorcio provincial de bomberos -que gestiona los parques de Verín, O Carballiño, A Rúa de Valdeorras y Xinzo de Limia- ha restringido los servicios que pueden atenderse. Según explica el presidente de esa entidad, Pablo Pérez, desde que estamos en estado de alarma se han reducido sus intervenciones en accidentes de tráfico -en ocasiones se les requiere, sobre todo para la excarcelación de atrapados- pero sí han tenido que actuar en la apertura de puertas de particulares que se habían olvidado las llaves, por poner un ejemplo.

Además, en el marco de la actual crisis sanitaria, el consorcio realiza trabajos para desinfectar espacios públicos cuando se le requiere. «Os propios bombeiros incluso se ofreceron a facer voluntariamente labores que van máis alá das súas especificas de rescate, salvamento e incendios. Están dispostos, coas medidas de seguridade oportunas, a participar en labores de desinfección, en casos puntuais evidentemente», explica el presidente, que añade que la empresa adjudicataria del servicio ha puesto en marcha protocolos de actuación ante el coronavirus. «Quero destacar a actitude tanto profesional como humana mostrada polos bombeiros do consorcio nun momento coma este, onde están dispostos a sumar e apoiar á sociedade en xeral», dice Pérez.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Caen las llamadas a los bomberos para intervenciones no urgentes