Ocho de cada diez denuncias por cargos bancarios se cierran sin constatar estafa

Una mujer de 72 años denunció en Verín un pago no autorizado de 9.000 euros a Estonia y un joven de Leiro, un cargo por 5.200 euros a su tarjeta de crédito


ourense / la voz

En un escenario tan globalizado las compras a través de Internet son cada vez más frecuentes. También lo son las incidencias de los usuarios y los casos que acaban en denuncia ante el puesto más cercano de la Guardia Civil. Sin ir más lejos, en Verín una mujer de 72 años presentó estos días una denuncia por una transferencia no autorizada de 9.000 euros a través de la banca electrónica a una cuenta de destino desconocido en Estonia. Algo similar relató un joven de Leiro de 19 años, en el puesto de O Carballiño, por un cargo en la tarjeta de crédito por importe de 5.200 euros desconociendo los motivos de ese cargo. De menor importe, pero también con una casuística similar fue la denuncia presentada por una mujer de 46 años en O Carballiño por un supuesto uso fraudulento de la tarjeta de crédito con cargos no autorizados por importe de 225 euros.

En A Gudiña se tramitó una cuarta denuncia ante la Guardia Civil por parte de una mujer de 44 años, que también denunció cargos no autorizados en su cuenta bancaria por importe de 490 euros. Se trata, según explican fuentes de la comandancia ourensana, una casuística cada vez más habitual. Es por ello que ante el incremento de denuncias por supuestos delitos de estafas bancarias que recomiendan tomar todas las precauciones posibles y revisar las operaciones realizadas en la sucursal bancaria y asegurarse de que ni el titular ni personas autorizadas han realizado cargos o suscripciones a través de Internet. Y es que, según las mismas fuentes, en un 80 % de los casos las denuncias interpuestas en la Comandancia de Ourense se ha comprobado que finalmente son simulaciones de delito, o bien porque se acepta alguna suscripción, que luego no se puede cancelar, o bien porque se trata de cargos que llegan tiempo más tarde de la compra y ya no recordaban los denunciantes.

Batería de recomendaciones

Para evitar un escenario de estas características y encontrarse con sorpresas desagradables, la Guardia Civil realiza una serie de recomendaciones. Una de ellas está relacionada con la necesidad de destruir los recibos, comprobantes o extractos bancarios de las tarjetas de crédito y cuentas antiguas. También se recomienda cerrar todos los créditos y cuentas bancarias que no se utilicen y no revelar información personal por teléfono, correo o Internet, a no ser que haya iniciado uno personalmente el contacto y esté seguro de quien es su receptor.

Otra de las recomendaciones que realizan pasa por no hablar sobre inversiones con personas que no sean de su confianza y procurar no sacar dinero en los cajeros que estén en calle y, si no hay más remedio, hacerlo en pequeñas cantidades. Otra de las vías de escape de información confidencial que puede acabar en estafa bancaria está relacionada con los números secretos de las tarjetas de crédito. En este sentido, desde la Guardia Civil recuerdan que hay que tapar el número secreto con la mano, no usar uno demasiado sencillo -como por ejemplo la fecha de nacimiento- y no facilitarle el número a nadie, ni tan siquiera a los empleados de la entidad financiera.

Para operar por Internet, la Guardia Civil aconseja no dar sus datos bancarios ni fiarse de las notificaciones que puedan llegar desde un banco a través de Internet. También se pide contar con dos direcciones de correo electrónico, una para uso personal y otra para cubrir formularios de páginas que solicitan una dirección electrónica para acceder a su contenido.

Ladrones al acecho en días donde se cobra la pensión

Aunque no tiene relación con la casuística de las estafas bancarias, desde la Guardia Civil de Ourense también aprovechan para recordar una serie de pautas básicas para evitar robos en las visitas al banco. Una de ellas pasa por evitar recoger el dinero de la pensión en el banco los mismos días del mes y a las mismas horas, ya que alertan de que muchos ladrones están al acecho en los días de cobro. Para ello, aconsejan intentar sacar el dinero en efectivo de manera escalonada y no toda la paga de una vez. Las fuerzas de seguridad tampoco recomiendan, bajo ningún concepto, guardar todo el dinero en el domicilio ni fiarse de los técnicos que aparezcan en el hogar sin previo aviso y que demanden dinero de manera urgente.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Ocho de cada diez denuncias por cargos bancarios se cierran sin constatar estafa