Una liga para soñar y sufrir en más de un mes de frenética carrera por la promoción

El Barco y los dos clubes capitalinos están inmersos en una encarnizada lucha por la cuarta plaza


ourense / la voz

Difícil hacer predicciones. Aunque el Racing, el Bergantiños y el Compos han acelerado hacia la promoción de ascenso a Segunda B, la carrera por la cuarta plaza en las eliminatorias está más abierta que nunca.

El bajón de la UD Ourense en las últimas jornadas propició que un pelotón de hasta cinco perseguidores se sumara a lo que parece un grupo compacto, a falta de quince puntos en juego. Y valga el ejemplo del Alondras de Antonio Fernández, que cuando perdió en O Morrazo ante los de Fernando Currás parecía descartado de la batalla.

Sus actuales 55 puntos solo son tres más que los del Barco y la propia formación ourensanista. En ambos casos, han padecido lo suyo por los problemas de diversa índole en la segunda vuelta, pero aún así, con la tranquilidad de cumplir el objetivo primario de la permanencia, la segunda fase se antoja como un estímulo inigualable, por mucho que la gasolina puede ser escasa en ambos depósitos.

Los valdeorreses tienen de todo en su recta final, comenzando por la visita a Calabagueiros del colista Porriño -no se admiten fallos-, antes de afrontar dos salidas consecutivas a Carballo y Boiro. Uno que se la juega por arriba y otro por abajo. Seguirá lo que puede ser un duelo clave en tierras barquenses ante el Choco y el cierre está pactado en Espiñedo, en el derbi ante el Arenteiro.

Las opciones del cuadro de O Couto también pasa por recuperar continuidad en los buenos resultados, en Boiro se encontrará a un rival agónico y, de vuelta a casa, otro mano a mano con el Choco. La salida a O Carballiño también puede plantearle la necesidad de puntos de los locales, para cerrar ante el Laracha en casa y en Vilalba, frente a un equipo en franca progresión y que puede resolver antes sus deberes.

Incluso no se puede descartar al Ourense CF de Fran Justo, que viene de ganar cinco de sus últimos seis partidos. Es cierto que la distancia de seis puntos con respecto al Alondras es asequible, pero también es evidente que necesita que fallen varios contrincantes y eso convierte el reto en una gesta épica. El Céltiga de Javi Rey, el Silva y el Compos en casa se intercalarán con las salidas a Cangas -otro cara a cara- y a Paiosaco. En medio, el reiterado Choco, con 53 puntos, y el Arousa, con 51 son otros aspirantes que pretenden sorprender en la línea de llegada.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una liga para soñar y sufrir en más de un mes de frenética carrera por la promoción