Mabel Rivera, el Shakespeare gallego y el feminismo

La actriz ferrolana visitó a los alumnos del colegio Luis Vives para interpretar a Valle-Inclán

;
Mabel Rivera visitó a los alumnos del colegio Luis Vives e interpretó un texto de Valle Inclán con ellos. Mabel Rivera visitó a los alumnos del colegio Luis Vives e interpretó un texto de Valle Inclán con ellos.

ourense / la voz

El impacto negativo que ha generado en la sociedad el machismo ha quedado patente durante muchos años. Por eso ahora, en el colegio ourensano Luis Vives están intentando demostrar el amplio abanico de beneficios que trae consigo de la mano el feminismo.

Las aulas ya no tienen nombres con números y letras, sino de mujer, y los contenidos didácticos se revisan con los cinco sentidos para que no quede puntada sin dar en la red educacional con la que los niños -adultos del futuro- se enfrenten a la vida. Dora y Pura Vázquez, Rosalía de Castro, Maruja Mallo, Luz Casal, Cristina Pato... y así hasta llegar al salón de actos rebautizado como Mabel Rivera, ganadora de un Goya por su actuación en Mar adentro. Además, la invitaron a participar en una actividad teatral con los alumnos de cuarto de ESO y no se lo pensó dos veces.

«O texto que van ler propúxeno eu. Son varios fragmentos de As galas do difunto, de Ramón Valle-Inclán, porque me parece que é de gran actualidade tal e como están as cousas hoxe en día. Conta cousas terroríficas pero dun xeito que che fai rir. E tamén porque se están a facer moitos dos seus textos despois de que xustamente o ano pasado venceu a prohibición de que se puidese traducir a súa obra ás linguas cooficiais», resumió la actriz minutos antes de su encuentro con los jóvenes. «Quería tamén que entrasen en contacto cun dos que eu considero como máximos creadores de teatro y novela», profundizó.

Zaira Rodríguez, Sandra Cid, David Fernández, Óscar Rodríguez, Jorge Cambeiro, Paula Varela, Hugo Iglesias e Iván Blas llegaron al salón de actos con el texto entre las manos y confesando que no habían tenido mucho tiempo para prepararlo. Algunos hacen teatro, así que estuvieron más relajados durante el encuentro con la actriz. Otros no lo podían evitar y la timidez les impedía hablar alto y claro. Pero para eso contaban con la presencia de Rivera, que los aconsejó y guio en la lectura del dramaturgo pontevedrés que acostumbraba a escribir tumbado en la cama.

«Coñecíades este texto de Valle-Inclán?», les preguntó a los ocho valientes que se atrevieron a subir al escenario para representarlo ante el resto de sus compañeros de curso. «No. Hemos leído algo de él pero no esto», le contestó uno de ellos. «Pois a ver se isto vos anima a continuar coa súa obra. Porque as veces paréceme que se fala moito de Shakespeare como o gran creador do teatro, pero Valle por aí lle anda tamén. Inventa palabras marabillosas», instruyó a los alumnos antes del ensayo.

Y entre Daifa la prostituta que se queda embarazada, el excombatiente Juanito Ventolera que acaba de regresar de Cuba y el fallecido don Sócrates Galindo los estudiantes pusieron voz al esperpento acompañados por Mabel Rivera. Por si a alguien le quedan dudas de todo lo bueno que se puede construir desde la igualdad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Mabel Rivera, el Shakespeare gallego y el feminismo