Los productores de razas autóctonas ven futuro en la comercialización directa

Los criadores aseguran que encuentran dificultades para la venta a la hostelería


ourense / la voz

La provincia de Ourense concentra a la mitad de los 370 productores de razas autóctonas de toda Galicia. La mayoría se dedican al ganado vacuno y también Ourense es protagonista, ya que de aquí proceden las cinco razas bovinas autóctonas: la cachena, la vienesa, la caldelá, la limiá y la freiresa, que suman cien mil ejemplares en la comunidad. La preferida es la raza cachena, por ser una vaca sufrida, amable y, además bonita, aunque la producción de carne de un ternero de cachena sea mucho menor que uno de rubia.

Los ganaderos -unos 200 de ellos en Ourense- que tienen estos animales se enfrentan desde hace años a varias problemáticas, como la de conseguir terreno suficiente para que sus explotaciones en extensivo sean viables y rentables. Una dificultad que con la nueva PAC (Política Agrícola Común de la UE) se complica aún más ya que la normativa ahora vigente exige que cada parcela esté identificada con el nombre de su propietario y el régimen en el que se explota, alquiler o propiedad, según explica José Ramón Justo Feijoo, director de Federapes (Federación Española de Razas Autóctonas Españolas). Si ya costaba antes conseguir cesiones, alquileres o ventas de terrenos, con exigencias de papeles de por medio será a un más complicado, opina Justo Feijoo, sobre todo en lugares en los que hay más reticencia como Galicia.

Pese a las dificultades, los criadores son gente que ama los animales y su trabajo y está dispuesta a perseverar. Uno de los caminos que están buscando para garantizarse el futuro y precios mejores por sus productos es la comercialización directa con los clientes, sin intermediarios de por medio. Es algo posible con este tipo de carnes, por su calidad. Así lo expusieron los criadores que intervinieron en la mesa redonda de las décimas jornadas de razas autóctonas españolas que organizó ayer Federapes en el centro cultural de la Diputación. José Ramón Justo señala lo que están promoviendo: «Que o gandeiro se meta na parte limpa do traballo, a comercialización. Levará primeiro o traballo de buscar clientes pero terá un beneficio. Se non, levarao outro». Así lo hacen ya ganaderos del Pirineo oscense como Javier Cazcarro, Jordi Ánguez, de Triacastela o José Manuel González, de O Saviñao. De lo que desconfían es de vender a la hostelería porque solo quieren ciertas piezas.

En el intervalo entre ambas PAC hubo un parón en la producción. Federapes, afirma Justo, lleva «a rajatabla» la identificación genética, con el libro de familia de cada ternero para que la raza se mantenga para generaciones futuras.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los productores de razas autóctonas ven futuro en la comercialización directa