El incómodo aplauso de Porqueira a Baltar padre ante Feijoo

Miguel Ascón Belver
miguel ascón OURENSE / LA VOZ

OURENSE

Miguel Villar

El presidente asistió al congreso local que ganó la alcaldesa Susana Vázquez

12 abr 2014 . Actualizado a las 11:44 h.

El presidente de la Xunta y del PPdeG, Alberto Núñez Feijoo, ha dejado claro en repetidas ocasiones que la alcaldesa de Porqueira, Susana Vázquez Dorado, es una de sus políticas preferidas en la provincia de Ourense. Por eso, la regidora es vocal por designación directa de presidencia en el comité regional del PPdeG desde el año 2009 y, por eso, Feijoo la premió con su presencia en el congreso local que los populares celebraron ayer en Porqueira. Tras confirmarse su elección por unanimidad -era la única candidata- llegó el momento de los discursos y ambos se lanzaron halagos mutuos.

Hubo, sin embargo, un momento incómodo para el líder del PPdeG. Entre los agradecimientos, Susana Vázquez quiso destacar a alguien que no estaba presente, el expresidente provincial, José Luis Baltar, para el que pidió un «fortísimo aplauso» porque, según dijo, la apoyó «desde o primeiro día». Teniendo en cuenta que el exbarón está pendiente de juicio acusado de prevaricación por 104 supuestos enchufes, esa invitación -que fue jaleada por el público- ponía a Feijoo en un compromiso. Así, cuando los demás seguían batiendo palmas, él ya no lo hacía.

Pocos se percataron de ello porque el presidente estaba en primera fila, de espaldas al resto de asistentes, de modo que el momento fue incómodo, pero nada más. Por lo demás, el congreso local de Porqueira fue totalmente plácido, con gritos de «¡guapo!» para Feijoo y con ánimos para las europeas. «Hai que barrelos», vociferaba uno de los simpatizantes populares. Susana Vázquez destacó el respaldo recibido y recordó que «non era fácil dicir que se era do PP en Porqueira no 2003», un año en el que ella se presentó con el PSOE para, solo un par de meses después, fichar por los populares.