La renovación de la red de tuberías de la capital cuesta veinte millones


La renovación de la parte más castigada de la red de tuberías ya tiene precio: veinte millones de euros. Esa es la cantidad que deberá destinarse a jubilar las conducciones de fibrocemento más deterioradas y que están detrás de los continuos reventones en la ciudad. Este plan de choque, que fue anunciado ayer por el alcalde, Francisco Rodríguez y el titular de Medio Ambiente Pachi Vázquez , será asumido en parte por la Xunta. Según el compromiso alcanzado ayer por el responsable de este departamento, el Gobierno autonómico destinará ocho millones de euros a sufragar buena parte de las actuaciones bajo tierra. El criterio político que se seguirá pasa por la selección de los puntos negros (más roturas sufridas) y rojos (los que tienen un mayor riesgo).

De paso que se anunciaba el compromiso para renovar las conducciones de agua en mal estado-una actuación independiente de la que realizará la Confederación Hidrográfica del Norte para mejorar el abastecimiento a las nuevas urbanizaciones de la capital-, los políticos socialistas aprovecharon que se acerca el período electoral para censurar la actitud del anterior gobierno del PP que, consideran, descuidó el cuidado de los 90 kilómetros de la red de agua para consumo doméstico.

Desde la óptica de Pachi Vázquez y Francisco Rodríguez, los gestores anteriores desatendieron las necesidades estructurales de la ciudad. «Nos últimos doce anos se dedicou moito a política de superficie, pero unha casa non se arranxa varrendo para debaixo da alfombra. Hai que levantar a alfombra e solucionar os problemas estruturais», indicó el titular autonómico de Medio Ambiente.

La eliminación de las tuberías de fibrocemento en la capital busca acabar con la sangría de reventones, que afecta especialmente a los barrios. Una vez comprometida por la Consellería de Medio Ambiente la cantidad de ocho millones de euros, el Concello deberá de buscar doce millones de otras Administraciones.

Este anuncio inversor del gobierno autonómico llega en pleno período preelectoral y supondrá, según avanzó el alcalde de Ourense Francisco Rodríguez, que la capital reciba de este departamento unos 26 millones de euros durante los próximos tres años.

Otra de las actuaciones estrella para la capital es la construcción del Centro de Interpretación de Recursos Naturais, que se construirá en las márgenes del río Miño, a la altura de Quintela de Canedo.

El conselleiro Pachi Vázquez anunció que la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, visitará en los próximos días la capital ourensana para hablar sobre este proyecto que, recordó, supondrá una inversión económica de 9,5 millones de euros -siete millones para el edificio, 1,5 para la musealización y un millón para la compra de terrenos- y que espera atraiga a la ciudad la visita de 150.000 personas cada año.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La renovación de la red de tuberías de la capital cuesta veinte millones