Ni tutelas ni tutía

Erika Jaráiz Gulías DEPARTAMENTO DE CIENCIA POLÍTICA Y SOCIOLOGÍA DE LA USC. COORDINADORA DEL MÁSTER EN TECNOLOGÍAS EN MÁRKETING Y COMUNICACIÓN POLÍTICA.

OPINIÓN

Sandra Alonso

24 may 2022 . Actualizado a las 13:55 h.

Una vez más, Feijoo ha recurrido a la conocida frase de Fraga para dejar el partido en manos de Alfonso Rueda. No era la primera vez que utilizaba esta expresión que Fraga inmortalizara mientras le entregaba el partido a Aznar, ya lo hizo tras la campaña electoral del 2020 para hacer referencia al voto de los gallegos y a su cuarta mayoría absoluta.

Y no es una declaración menor, después de lo acontecido a Casado, al que más bien pareció aplicársele la condición de «si no hay tutía hay tutela», porque la gran diferencia entre Fraga y Feijoo es que el primero pronunció esa frase mientras se retiraba definitivamente a Galicia, y Feijoo lo ha hecho mientras asume el poder del Partido Popular en Génova.

No se trata solo de un mensaje para Rueda, las palabras de Feijoo están dirigidas también al resto de los notables del PPdeG. Feijoo habló de un equipo y un líder, sus palabras buscaron en todo momento lo colectivo, lo negociado, lo construido para su sucesión; pero él sabe mejor que nadie que el PPdeG solo tendrá éxito con un liderazgo fuerte, y si no es así habrá que cambiar todo el modelo.