Sufro fobia social y me siento invisible

Judith Vela COORDINADORA DE MEDIOS DE COMUNICACIÓN DE AMTAES (ASOCIACIÓN DE AYUDA MUTUA DE FOBIA SOCIAL Y TRASTORNOS DE ANSIEDAD)

OPINIÓN

JUAN CARLOS HIDALGO

09 oct 2021 . Actualizado a las 18:51 h.

Sufro fobia social y todas las personas que tenemos este problema nos sentimos invisibles porque, entre otras muchas cosas, huimos de las relaciones sociales. Por ejemplo, ir a un supermercado puede ser una agonía; y más agonía es querer ser visibles y no poder dejarte ver.

Sabemos que a través de los medios de comunicación nos podemos hacer ver, pero nos resulta muy difícil exponernos. Lo mismo nos ocurre en nuestra vida diaria. Nuestros sentimientos y sensaciones no se los contamos a nuestros amigos, a veces ni a la familia, porque cada uno de nosotros quiere evitar que le vean como «el raro». Justamente ahí está la clave de nuestro trastorno: ser juzgados o criticados. Por eso preferimos callar y ser invisibles, vivirlo en silencio, solos y sufriendo por no poder compartir con nadie nuestra realidad. Duplicamos de esta manera el sufrimiento. De ahí la importancia de los GAM (grupo de ayuda mutua) de Amtaes (Asociación de Ayuda Mutua de Fobia Social y Trastornos de Ansiedad). En ellos puedes hablar de todo. Te sientes comprendido porque siempre hay alguien que ha vivido lo mismo que tú.

Es muy importante saber lo qué te pasa. Muchas personas no saben que sufren fobia social. Te sientes culpable de no poder salir, de no poder hacer una vida normal, de no tener pareja, un trabajo. Los que te rodean lo consiguen y tú no; no entiendes nada. Cuando llegas a reconocer el problema se rebaja esa culpabilidad, de ahí la importancia de dejar ver este trastorno y como no hay psicólogos suficientes ni continuación cercana en las visitas, asociaciones como Amtaes son muy útiles.