El IVA de las mascarillas baja y la «tasa tampón» se mantiene


La higiene femenina no debería tener IVA

Estamos casi en el 2021 y seguimos todas esperando. Los productos de higiene femenina siguen equiparándose a productos como el caviar o el jamón. Hace años que estamos luchando e insistiendo para que se reduzca el IVA de los tampones y las compresas del 10 % al 4 %. Podríamos aprender de países vecinos como el Reino Unido, quién ha legislado que en Escocia dichos bienes se den gratis a las mujeres. Frente a una pandemia mundial, toda la población se ha visto obligada a comprar mascarillas para salir a la calle y estar protegido del virus. Al tratarse de un producto de primera necesidad, el Gobierno no ha dudado -aunque ha tardado- en hacer más asequible su compra. ¿Cuándo pasarán a ser también una prioridad las necesidades de las mujeres? ¿Cuántas veces más se quedará esta propuesta en el tintero? Ángela Anés. Barcelona.

 El balonmano de base se la juega contra el covid

Estamos asistiendo a un despropósito de consecuencias desconocidas por la decisión de la Federación Gallega de Balonmano, con la aprobación de la Xunta, de permitir la celebración de entrenamientos y partidos de categorías base sin garantía sanitaria alguna. Entrenan en un pabellón polideportivo (espacio cerrado, en la mayoría de los casos sin ventilación alguna), con mascarillas higiénicas o de tela, con toma de temperatura pero sin ningún tipo de prueba PCR nunca. Juegan los partidos los fines de semana, en las mismas condiciones, contra equipos de otros municipios y sin tener en cuenta si esos municipios están o no en el mismo nivel de alerta sanitaria por covid que el de ellos. Los equipos de categorías superiores se hacen pruebas PCR, pero parece ser que en categorías base no es necesario porque se piensa que estos jóvenes son inmunes. En espacios interiores el riesgo de contagio es muy elevado, ya que el virus se acumula en los aerosoles y así se transmite con mucha facilidad. En el balonmano, como en otros deportes de pista, al ser de contacto -los jugadores se enfrentan cara a cara entre ellos, abrazándose, agarrándose y la función respiratoria es tremendamente fuerte y rápida-, las probabilidades de contagio son extremadamente altas. En estas condiciones, el simple hecho de poner una mascarilla, no va a evitar que, si hay un asintomático (a esas edades es muy probable) en un equipo, nuestros hijos no vayan a ser contagiados y lo transmitan a su entorno. Nosotros, como padres de un niño que juega a balonmano federado, estamos preocupados por esta situación y sus consecuencias. César Cosme Torrado.

 "Sánchezstein" y el baile de las mascarillas

Mientras siembran odios y enfrentamientos a través de los múltiples y subvencionados chiringuitos de género y de memoria histórica, que se han montado para colocar a todos los suyos y suyas...; mientras proyectan comités para controlar la libertad de expresión en nombre de lo que ellos decidan que es la verdad...; mientras elaboran una ley de educación desastrosa que se inicia marginando la lengua oficial de la nación a cambio del apoyo presupuestario de una parte minoritaria de españoles traidores, y continúa desterrando la libertad de elección de los padres y suprimiendo la educación especial de los niños discapacitados que requieren el esfuerzo, dedicación y sacrificio de unos profesionales tan extraordinarios como vocacionales...; mientras nos torean con el número de muertos del covid y el ridículo baile de las mascarillas, acerca de su obligatoriedad (ahora no, ahora sí) y su alto IVA «impuesto» por la Unión Europea...; mientras todo esto sucede, el doctor Sánchezstein sigue consolidando su «Gobierno de progreso», aportando una nueva pieza a su criatura: Bildu, el brazo político de los etarras, llamado a integrarse «en la dirección del Estado», según confiesa Iglesias, el estrecho colaborador del doctor. Si no fuera por la indignidad y el doloroso precio que nos cuesta, este escenario se asemejaría demasiado al de una mascarada carnavalesca. Miguel Ángel Loma.

Envía tus cartas al director
Por correo electrónico a:
cartasaldirector@lavoz.es
Enviar carta
Por correo postal a:
Avenida da prensa, 84 y 85.
Sabón, 15143 Arteixo (A Coruña).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El IVA de las mascarillas baja y la «tasa tampón» se mantiene