Matrimonio igualitario 


Iguais

O 2 de xullo (por hoxe) cúmprense tres lustros da publicación no BOE da chamada lei do matrimonio igualitario. Foi unha lei moi contestada e protestada. Ao introducir no Código Civil a frase «O matrimonio terá os mesmos requisitos e efectos cando ambos contraentes sexan do mesmo ou diferente sexo», produciuse unha revolución e rematou con anos de sufrimento, segredo e vergoña social no que convivían es persoas do mesmo sexo. Cando algún deles ou delas enfermaba tiña que avisar a un parente para que nos hospitais lles informasen do estado do enfermo ou enferma. Tiña que ser un familiar o que recibira a información e os membros das parellas homosexuais non o eran antes desa data. Hoxe en día xa hai máis de 30 países onde está recoñecido o matrimonio entre persoas do mesmo sexo. Segundo o INE lévanse celebrado 50.000 matrimonios destas características no noso pais. Viven felizmente a súa relación é co recoñecemento e familiaridade que crea a unión. Parabéns a quen fixo posible estas transformacións sociais. Rafael García ramos. Cambre.

 

 

 La paz de los montes

Se argumenta, con razón, que debe frenarse el cambio climático para preservar la biodiversidad a medio plazo. Se da la paradoja de que las llamadas fuentes de energía renovable pueden reducir la biodiversidad de forma inmediata, especialmente si su uso es desproporcionado y depredatorio. Tal es el caso flagrante de los parques eólicos en Galicia y en la vecina Castilla y León, que suponen un gran daño silenciado para diversas especies de aves, afectando tanto a su hábitat de forma directa como a sus rutas de migración. No es, como dicen algunos con falsedad, Galicia más verde por permitir aún más parques eólicos. Al contrario. Bajo el paraguas de intereses ecológicos globales han florecido intereses económicos particulares, que han logrado pervertir e incluso invertir un fin loable.

Urge un debate sobre la retirada parcial de parques eólicos en la comunidad, incluyendo los que han causado un daño arqueológico mayor (Monte Seixo) y los incluidos en Red Natura (un vergonzoso 50 % del total). Urge un veto prudencial a los parques eólicos marinos, antes de que el daño paisajístico sea irreparable y nos llevemos las manos a la cabeza. Urge también debatir sobre cómo debe repercutir la producción eléctrica en el territorio que la sufre. Los gallegos pagamos, como todos, la factura eléctrica. Pero Galicia produce injustamente más energía de la que consume. Paga a costa de un daño medioambiental, paisajístico y arqueológico. Lo hace con el agua de nuestros ríos y la paz de nuestros montes. Galicia paga en águilas y en salmones. En castros expoliados y petroglifos destruidos. Galicia, en suma, paga dos veces. En Galicia solo quedan 6 parejas de águila real, el ave que honra a la tierra con su presencia. A muchas personas esto sencillamente les da igual. Pero vale la pena recordar que un país sin águilas es un país de esclavos. Juan Pías Peleteiro. Santiago.

 Discriminación de la caza en Galicia

Durante la pandemia pienso que el Gobierno central hizo lo correcto decretando un estado de emergencia sanitaria, durante el cual los ciudadanos hemos sido ejemplares. El presidente Sánchez anunció: «se permite la caza en todas las modalidades». Y se publicó en el BOE, pero ¿qué pasa en Galicia que no se cumple lo dicho? ¿Por qué el presidente de la Federación Gallega de Caza, Javier Nogueira, no explica la discriminación existente? ¿Se olvida este señor de que la Federación representa a todos los cazadores gallegos ante la Xunta? ¿Defiende la caza en todas las modalidades o no? ¿Qué pasa con las modalidades de «al salto» y «en mano «para la caza del jabalí? Se discrimina a los cazadores gallegos pero les trae sin cuidado. ¿El presidente de la Xunta sabe lo que está pasando? ¿Le han informado? Hace más de ocho meses desde la Consellería de Medio Ambiente hacían público que se permitía la caza del jabalí «al salto» y «en mano». Es cierto que no se llegó a publicar en el DOGA. La cosa sigue igual. La competencia es del Gobierno gallego. Falta aún mucho tiempo para el comienzo de la nueva temporada de caza, pero el señor Feijoo debe dar orden para que se rectifique y sanee la caza en nuestra comunidad. Ojalá pronto podamos leer en el Diario Oficial de Galicia que sí se puede cazar en todas las modalidades. Si así se hace, lograremos acabar con la discriminación detallada y se beneficiará el desarrollo rural. José García Dávila. Vigo.

Envía tus cartas al director
Por correo electrónico a:
cartasaldirector@lavoz.es
Enviar carta
Por correo postal a:
Avenida da prensa, 84 y 85.
Sabón, 15143 Arteixo (A Coruña).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Matrimonio igualitario