Padre, el último mono


Esta columna está dedicada a todos aquellos padres que están en la fase primeriza del bebé que no duerme, atacados con los horarios del trabajo y la guardería, con esa histeria de la llegada de un primer hijo. Tenía que ser un padre de familia numerosa como Berto Romero el que nos haya puesto sobre la guía siempre efectiva de que en estos casos en mucho mejor reír que llorar. Y aunque su nueva serie, Mira lo que has hecho, tiene mucho de tragicomedia no hay como el humor para sobrevivir en cualquier situación. En esa exageración hiperreal construye Berto esta ficción que, según él mismo contó, nace de la polarización en que en general se ha convertido la paternidad y la maternidad. Están los que te dicen que vas a vivir un infierno, los que te auguran un futuro de ruptura matrimonial, de crisis existencial y además están los que casi te anuncian una nueva religión. Los que en modo zen sienten un happy flower por algo tan natural como tener hijos. Esos dos extremos inspiraron a Berto Romero para escribir este guion que apuesta más por el lado desquiciante y caótico que genera un niño: las discusiones por el método Estivill, el bombardeo de consejos de los padres y los suegros, los grupos de WhatsApp de las madres perfectas y todos esos detalles que nos traen de cabeza. Berto nos ha regalado una buena comedia y un buen motivo para reírnos de nosotros mismos. No se la pierdan.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Padre, el último mono