Ficción de aquí


Vivimos el bum de las series. O eso dicen. Aunque lo cierto es que siempre hemos vivido entre series. Desde que la televisión se coló en los salones hubo series. Según la generación a la que pertenezcamos nos acordamos de unas o de otras (de Bonanza a Los hombres de Harrelson). Esta noche se estrena una serie en la TVG que se les colará en los corazones y que les rondará en las cabezas. Se titula Serramoura y demuestra una vez más que la ficción de aquí, cuando hay calidad, no le tiene que envidiar nada a las ficciones del dólar. Es un thriller rural que empieza con un toque a The Killing y que tiene aserradero como ¿Quién mató a Laura Palmer? Una historia es el guión, la dirección y la interpretación. Y aquí estamos de suerte. Firman los guiones Alberto Guntín, Xosé Morais y Víctor Sierra. Y la dirección es de Miguel Conde. Actores y actrices ponen el rostro y el resto con acierto. Les engancharán con los giros espectaculares de peonza enloquecida que da el guión, una ouija. El final del primer capítulo cumple la ley negra de que te deja enganchado, con hambre. Una chavala desaparece en un pueblo gallego, un universo cerrado en el que nada ni nadie es lo que parece. ¿Quién lo es? Le van a hacer un hueco en su memoria de series entre Mareas Vivas y Matalobos. Serramoura tiene aliento helado para congelar cadáveres y los personajes son tan auténticos que los reconocemos como vecinos. Y encima hay oído para las frases: «Que me coma o demo, senón falas tanto como bebes».

Votación
17 votos

Ficción de aquí