Cristóbal Parralo, un «perico» en el Racing de Ferrol

Jose Valencia FERROL / LA VOZ

OPA RACING

CESAR QUIAN

El técnico de los racinguistas fue jugador y director deportivo del Espanyol de Barcelona, el club que en el que más tiempo estuvo y más partidos jugó

02 oct 2023 . Actualizado a las 18:47 h.

Tras más de medio siglo los caminos del Racing y el Espanyol de Barcelona vuelven a cruzarse. Siempre hay historias entrelazadas entre los clubes, jugadores de la tierra o exjugadores del rival de turno. Esta vez, quien tendrá el corazón dividido es el técnico Cristóbal Parralo, un «perico» confeso ya que el Espanyol, pese a que Cristóbal jugó en buques insignia de la talla del FC Barcelona o el PSG, es el club de su vida, el que más le ha marcado y que él considera su casa. Tiene una puerta dedicada con su nombre en el campo del Espanyol, la número dos, el número que tenía cuando jugaba de lateral derecho. «Me siento orgulloso de que la puerta número dos del campo del Espanyol lleve mi nombre —asegura el técnico— sobre todo por el hecho de que son los propios socios los que eligen el nombre que le ponen a cada puerta. Me siento orgulloso por el trabajo que hice allí y el rendimiento que di. La verdad es que ha sido el equipo en el que más partidos he jugado y en el que más tiempo he estado. Es el club al que más cariño le tengo, por todo lo que he vivido en esa entidad. Ganamos la Copa del Rey y cuando fui director deportivo formamos un equipo que fue muy competitivo. Jugamos la final de la Copa de la UEFA, en Glasgow, contra el Sevilla. Se hizo un gran trabajo y yo me siento orgulloso del tiempo que permanecí allí y de las cosas que hice».

Sobre si hay alguna cuenta pendiente y sobre la posibilidad de regresar al club de sus amores para entrenar al primer equipo, el técnico del Racing fue muy claro: «Sinceramente —dijo— soy feliz en donde estoy. No aspiro ni pienso en otra cosa que vivir el presente, ya que el futuro no sé lo que me deparará. Estoy en el Racing, estoy muy feliz, no envidio a nadie, ni a Xavi, ni a Ancelotti, ya que uno tiene que ser feliz con lo que hace y yo lo soy».

CESAR QUIAN

Pese a su pasado españolista, el técnico asegura que ha vivido la pasada semana con total normalidad: «Hemos trabajado como siempre, aunque en lo personal reconozco que enfrentarme al Espanyol es especial. Además, también es anecdótico que en el banquillo rival se encuentre un jugador al que yo fiché para el equipo cuando yo era director deportivo del Espanyol y que después dio un rendimiento espectacular y hoy lleva las riendas del equipo del club. Voy a mi casa y lógicamente es especial, aunque intento estar concentrado al cien por cien en el Racing, en lo que tenemos que hacer y trato de que el equipo haga lo ismo para competir e intentar llevarnos algo positivo de allí».

También se deshace en elogios hacia su rival: «Nos encontraremos delante a un equipo que no especula, que irá a por todas, ya que tiene a jugadores importantísimos, ya que es probable que cuenten con la mejor plantilla de la categoría. Nosotros somos conscientes de a que equipo nos enfrentamos, lo respetamos, pero como en todos los partidos no tenemos ningún temor. Lo que intentaremos será ser nosotros mismos. A ellos solo les vale el ascenso y por lo tanto, como es lógico, tienen que proponer, ya que tienen jugadores para ello. Es normal que salgan a buscar los partidos, ya que a ellos no les vale quedar segundo».

Sobre el Racing no quiere dar ninguna pista, ni del once inicial, ni del planteamiento del encuentro ante el Espanyol: «No voy anticipar nada, no voy a decir cómo vamos a jugar, ya que no quiero dar ninguna ventaja al rival. Seremos nosotros mismos, trataremos de competir bien y a partir de ahí, lógicamente, con esos detalles del rival que hay que tener siempre en cuenta. Lo que no voy a decir es lo que vamos a hacer cuando salgamos al campo», señala.

El técnico quiere ir, partido a partido

El choque de esta noche contra el Espanyol abrirá una semana de tres encuentros, ya que el jueves visitará A Malata el Amorebieta y el domingo lo hará el Cartagena. Sin embargo, Cristóbal no despeja la duda de si hará rotaciones, estará atento a lo que vaya sucediendo en cada encuentro para posteriormente tomar decisiones sobre lo que pase: «Cada partido son tres puntos —aclara el técnico— por lo tanto para mí no hay un partido más importante que otro. Lo primero que quiero es centrarme en este partido contra el Espanyol, que será el primero de los tres, palearlo e intentar ganarlo. Es nuestra mentalidad».

Sobre si el Amorebieta o el Cartagena podrían ser rivales por la permanencia, de ahí una mayor urgencia por ganarles, el técnico respondió que era muy pronto para hablar de la clasificación: «A estas alturas de la competición, con siete jornadas, es difícil hablar de rivales director. El Amorebieta es un equipo como nosotros, que acaba de ascender, y el Cartagena ya lleva varias campañas en Segunda, que en la pasada temporada rindió a un gran nivel y que tiene buenos jugadores. Ahora mismo, el Amorebieta y el Cartagena no me preocupan, solo me preocupa el Espanyol», señala.

Destaca que en el Racing nunca se ha perdido la confianza y destaca que los buenos resultados ayudan a que todo vaya mejor: «Los jugadores están más contentos y mucho más receptivos, que es una circunstancia que hay que aprovechar para trabajar más duro».

Destaca que el Racing viene demostrando que es un equipo que puede competir pero añade: «Trabajas duro, aunque cuando llega el partido nunca sabes lo que puede pasar. Yo veo bien al equipo y espero que siga compitiendo. Ya veremos qué pasa».