El emprendedor español, menor de 35 y con estudios universitarios

Un reciente estudio ha realizado un retrato robot de los nuevos empresarios. La gran mayoría de los que se lanzan a crear su propio negocio son hombres con gran vocación por el emprendimiento


El tejido empresarial español no sería el mismo sin ellos. Los emprendedores han demostrado en los últimos años que el esfuerzo y la constancia son capaces de superar cualquier dificultad. En los últimos años ha cambiado la forma de lanzarse al mundo del emprendimiento. Las nuevas generaciones han ido cambiando las tendencias laborales en nuestro país y cada vez son más los jóvenes que ven oportunidades de negocio y, sin pensárselo, se lanzan a constituir una empresa.

¿Cómo son entonces los nuevos emprendedores? Un reciente estudio ha mostrado el retrato robot sobre el nuevo empresario, constatando que la edad media de los que se lanzan a la aventura de montar una compañía es cada vez más baja.

De esta forma, la gran mayoría de los profesionales que se lanzan a crear su propio negocio son hombres (en concreto el 83 %), y cuentan con estudios universitarios o de posgrado (más del 90 %).

La plataforma South Summit’15 ha puesto edad al emprendedor español. Más de la mitad de los nuevos empresarios con menos de 35 años, una característica que ocurre también en otras zonas del mundo como Latinoamérica o el resto de Europa.

No es la única característica que ha revelado este estudio. Según los datos recogidos en el informe «Mapa del emprendimiento 2016» de la plataforma, en España, los nuevos proyectos empresariales se centran en el sector servicios.

La peor parte se la llevan las empresarias. A pesar de que el emprendedor se ha consolidado ya como generador de empleo y riqueza, todavía queda mucho por hacer en este sector. Y es que la participación de la mujer se ha estancado en los últimos tiempos.

Ante la situación económica que hemos pasado en los últimos años, muchos son los que se preguntan qué es lo que lleva a un trabajador a dejar todo atrás para apostar por su idea. Algunos de los datos recopilados en este estudio pueden dar algunas pistas. De los emprendedores encuestados, el 56 % trabajaba anteriormente por cuenta ajena y solo el 1 % del total asegura haber decidido emprender por necesidad. «Esto demuestra que se emprende por vocación y decisión, no por necesidad», aseguran los responsables de Startup-South Summit.

Pocas mujeres, pero exitosas

Aunque uno de los retos del mundo empresarial sigue siendo el de una mayor incorporación de las mujeres, lo cierto es que, las que se lanzan, salen con éxito de la experiencia. A pesar de que la representación femenina en el universo startup no ha crecido en los últimos años ?actualmente representan el 17 % de los equipos de trabajo y la misma cifra en cuanto al total de consejeros delegados-, los proyectos liderados por mujeres siguen siendo mucho más resistentes en el tiempo que aquellos que son capitaneados por hombres.

Y para muestra, un dato. Tan solo el 48 % de las empresas fundadas por mujeres fracasaron durante el año 2015, mientras que las de los hombres lo hicieron en un 66 % de los casos.

Lo que sí comparten todos ellos es su mentalidad emprendedora, una de las cosas más importantes y que más caracteriza a los nuevos miembros de este sector. Un 51 % de los emprendedores ya había montado antes su proyecto profesional y un 5 % ha creado más de cinco a lo largo de su trayectoria.

Y hay algunos que han ido un paso más allá. Porque uno de cada cuatro emprendedores ha vendido ya su startup. Los responsables del estudio aseguran que muchas veces los CEO siguen trabajando en el proyecto después de venderlo y hay casos en los que incluso los propios emprendedores venden una empresa para desarrollar una idea nueva.

No todo es sencillo, y las startups españolas siguen teniendo por delante algunos importantes retos. Entre ellos, el que más destaca es el de convertirse en una gran corporación. La mitad de las iniciativas españolas tiene entre uno y tres años y solo un 17 % ha alcanzado la fase de crecimiento. Aunque poco a poco van haciendo sus deberes. Y es que, en el 2016, el número de empleados ha aumentado en estas sociedades. Este año el 21 % de estas compañías ya cuentan con una plantilla de entre cinco y diez empleados, un 5 % más que el pasado 2015. Los propios emprendedores también esperan que la cosa siga mejorando, y sus expectativas de beneficio van cuesta arriba. El futuro es de ellos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El emprendedor español, menor de 35 y con estudios universitarios