Keybiological, innovación gallega en el uso del ozono

La empresa ha patentado un sistema de producción de aceite ozonizado, y sus cosméticos y ozonizadores sirven para la lucha contra el coronavirus


La Voz

Jorge García y Juan Fernández estudiaron Biología juntos y después de colaborar en diversos proyectos profesionales, decidieron dar el salto. A mediados del 2016 nacía Keybiological, una empresa radicada en Vigo que se dedica a la fabricación de aceites vegetales peroxidados con ozono, a la comercialización de suplementos alimenticios y cosmética de ozono y a la distribución de equipamientos generadores de ozono médico. Y ahora, con la crisis sanitaria del coronavirus, también contribuyen a combatir la pandemia y de hecho, han puesto a disposición de las empresas sus aceites y jabones desinfectantes y sus ozonizadores de ambiente a través del Market Place del Igape.

«El paso a vender ozonizadores de ambiente fue sencillo». Lo explica Juan Fernández, que se dedica a la gestión comercial y económica, a nuevos proyectos y el desarrollo de marca, mientras que Jorge García está al frente de la parte técnica, del laboratorio y la gestión de compras y ventas. En solo dos semanas, Keybiological ha distribuido unos 80 aparatos que se utilizan para la desinfección de ambientes. También su vertiente cosmética sirve para luchar contra la pandemia. «Para la desinfección de las manos u otras zonas del cuerpo nuestros aceites presentes en la gama Activozone en formato aceite tópico o jabones poseen la potencia suficiente para evitar el contagio» de este virus, explica Fernández. A través de un sistema de producción patentado y único fabrican su aceite ozonizado.

El desarrollo de la exclusividad de fabricación ha permitido cambiar más profundamente la estructura molecular de sus aceites, lo que consigue que sean más ligeros y a la vez más potentes y eficaces. Y además controlan el tiempo, la viscosidad, el índice de peroxidación, la acidez, la temperatura y sobre todo el nivel de difusión, «para que el resultado sea diferente para cada producto, adaptando las funcionalidades al objetivo que se pretende», explica Fernández.

Los aceites con altos porcentajes de peroxidación tienen propiedades antisépticas, mientras que las concentraciones más bajas se utilizan para la cicatrización y el tratamiento de mucosas. «El ozono es la sustancia oxidante de superficie más potente que existe», remarca Fernández. ¿Es dañino? «Es dañino si lo respiras», remarca el responsable de Keybiological, que subraya también las propiedades en la regeneración de la flora bacteriana de la piel y su utilización por ejemplo en la eliminación de olores y en cámaras frigoríficas para la conservación de alimentos como frutas, por ejemplo. «Como desinfectador de ambientes y de superficies es lo mejor que hay». Con presencia en el mercado europeo, latinoamericano y próximamente el asiático, alrededor de un centenar de personas trabajan actualmente directa o indirectamente en el proyecto Keybiological. El año pasado generaron una cifra de negocio a través de su red de colaboradores por encima de los tres millones de euros. Sus ozonizadores, además, serán utilizados en un estudio sobre la utilidad de la aplicación de ozonoterapia en pacientes con coronavirus, en colaboración con una red de hospitales privados.

Además de estos proyectos, Keybiological está de lanzamiento con tres aceites nuevos, con peroxidaciones diferentes «y trabajamos en nuevos productos para el tratamiento concreto de patologías y con formatos innovadores», que todavía no pueden ser desvelados, revela Fernández.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
21 votos
Comentarios

Keybiological, innovación gallega en el uso del ozono