La pesadilla del Quijote: molinos como dos torres de Hércules para exprimir el viento

F. Fernández REDACCIÓN / LA VOZ

MERCADOS

ELECNOR

Los nuevos aerogeneradores que se están instalando en Galicia multiplican por seis la potencia de los antiguos. A finales de año, la comunidad contará ya casi con 200 parques

09 jun 2019 . Actualizado a las 05:00 h.

Máquinas seis veces más potentes, el doble de altas, dotadas con unas palas de 136 metros de diámetro. Así de monumentales son los nuevos molinos de viento que, sin duda, Alonso Quijano volvería a confundir con amenazantes gigantes de brazos infinitos. La reactivación del negocio eólico en Galicia hará convivir en los montes aerogeneradores considerados ya anticuados, aunque la mayoría no han cumplido la veintena, y con una capacidad media de generación eléctrica de 0,6 megavatios, con otros ultramodernos de 3,6. Seis veces más poderosos.

Los viejitos son pequeños, pero matones. Y, además, todavía son más que mayoría. Aunque no vivirán para siempre.

La comunidad cuenta en la actualidad con unos 160 parques eólicos en operación comercial, en los que el modelo más abundante es el AE46 de 660 kilovatios (0,6 megas) del tecnólogo Made. Existen 546 unidades en explotación que se instalaron entre los años 2001 y 2005, detalla la Asociación Eólica de Galicia (EGA). La torre de cada uno de ellos mide 45 metros de altura y las palas marcan un diámetro similar.