Los hogares del futuro (cercano)

Cocinas y planchas que hacen todos los pasos solas, frigoríficos que escanean los alimentos o huertos que se cuidan solos, estos son algunos de los cacharros que cambiarán nuestras vidas


Redacción / La Voz

Primero fueron los ya icónicos aspiradores automáticos. Estos cacharros redondos y compactos abrieron la espita. Y a partir de ahí la cosa se desmadró. Quién se iba a imaginar hace apenas una década que la tradicional fregona -tan revolucionaria en el momento de su aparición-, la plancha o las cocinas tal y como hoy en día las conocemos se retirarían tan pronto del mercado, dejando paso a toda clase de robots. Algunos ya conviven con nosotros. Ya forman parte del ecosistema hogareño. Otros todavía suenan a ciencia ficción. Pero la realidad es que todos ellos formarán parte del día a día de las casas de todo el mundo antes de lo que muchos creen. Pasen y vean cómo será el hogar del futuro (no tan lejano).

Neveras que conocen el estado de salud de sus dueños o que alertan de productos a punto de caducar, espejos que con solo un vistazo desentrañan todos los pormenores de nuestro estado de ánimo, televisiones que aparecen y desaparecen con una facilidad sorprendente o lavadoras que analizan solas los detalles de las prendas. Son solo una muestra. Un pequeño botón de todo lo que está por venir. Los fabricantes de electrodomésticos llevan mucho tiempo poniendo toda la carne en el asador de la innovación. Se juegan mucho. Cada año, las grandes marcas sacan a relucir en las ferias del sector sus mejores galas; los cachivaches con los que pretenden revolucionar el mundo del futuro. Y cada año se superan.

Inteligencia artificial

La tecnología evoluciona de año en año, mejoran los procesos y cambian los diseños. Pero detrás de todos ellos hay, desde hace ya algunos años, una constante: la inteligencia artificial. Los robots invadirán nuestros hogares, reinarán en ellos. Los electrodomésticos no solo harán todo lo que les pidamos. Además, serán capaces de ir un paso por delante y reaccionar a las emociones de sus dueños, proporcionándoles cosas que todavía no saben que necesitan. Y con el tiempo -y la experiencia- irán aprendiendo cosas nuevas y mejorando sus procesos. Otras cuestiones que irrumpirán con fuerza y se quedarán serán el Internet de las cosas o el big data. Permitirán que todo lo que nos rodea esté conectado. Los frigoríficos se conectarán con el móvil, alertando de la falta de determinado producto y ordenando automáticamente un pedido al supermercado de turno. Desde la pantalla del móvil podremos espiar lo que sucede dentro del horno, evitando así tener que acudir hasta la cocina cada dos por tres para, abriendo la puerta del electrodoméstico, saber cómo se encuentra el alimento que metimos en su interior. Y las posibilidades son infinitas. Porque algunas marcas ya se han puesto manos a la obra para idear un robot de cocina que sea capaz de moverse como un auténtico chef entre fogones. Un par de brazos mecánicos serán capaces de llevar a cabo todos y cada uno de los pasos necesarios para cocinar cualquier receta que imaginemos.

No solo la cocina cambiará. La engorrosa tarea de hacer la colada también dará paso a rutinas mucho más llevaderas. Las lavadoras del futuro -o incluso se podría decir que del presente- simplificarán al máximo las cosas. Escanearán los tejidos, los colores o incluso la suciedad de las prendas, eligiendo el programa que mejor se adapte a ellas. La plancha promete desaparecer. Porque en algunas tiendas ya se puede encontrar una máquina que es capaz de hacer completamente sola todos los pasos relacionados con esta tarea. ¿Es este el fin de las tareas del hogar? Esta es una relación de los gadgets más innovadores que han salido ya al mercado o están a punto de hacerlo.

1 Los Pioneros. El aspirador automático fue de los primeros en sorprender y ahora ya es un habitual en muchos hogares. Siguen mejorando, incorporan funciones como el fregado y sus precios se van democratizando.

  

2 Televisión plegable. LG lanzará a lo largo de este año su televisor 100 % plegable. Esta pantalla de 65 pulgadas puede enrollarse como si fuera un periódico y guardarse en una pequeña base que sirve como soporte, ocupando menos espacio cuando no se usa.

 3 La cámara llega al horno. Parece algo menor, pero permite muchas mejoras. Desde el móvil se puede consultar el estado de un alimento evitando así perder energía cada vez que se abre la puerta.

  

4 Plancha sola. Este cacharro, que ya se vende en algunas tiendas, recoge las prendas, las plancha ella sola, las dobla e incluso les aplica un perfume. Salen por un cajón inferior listas para meterlas en el armario.

  

5 La «tablet» en la encimera. Las cocinas incorporarán pantallas táctiles en la superficie de la encimera. Servirán para consultar recetas o noticias; pero también para hacer la compra o controlar los fogones.

  

6 Un «chef» de tornillos. Es la revolución. Dos brazos robóticos controlarán absolutamente todos los procesos de la cocina. Serán capaces de cortar, cocinar y componer cualquier plato que imaginemos. Un cocinero de lo más experto hará de comer para nosotros.

 

7 Huertos de lo más urbanos. La alemana Cell Garden firma este jardín inteligente. Su sistema de almacenamiento de agua y de iluminación permite cultivar nuestra verdura sin esfuerzo.

 

8 Fin al desperdicio de comida. Los nuevos frigoríficos escanean los alimentos y alertan cuándo están a punto de estropearse. Además, compra automáticamente aquellos productos que se están acabando.

  

9 Elige cómo lavar. Cuando una prenda entra en el tambor, el sistema se pone a trabajar. Escanea el tejido, los colores y hasta la suciedad y en función de todos estos datos elige automáticamente el programa que mejor se adapta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Los hogares del futuro (cercano)