«No se concibe el transporte aéreo sin las aerolíneas de bajo coste»

Mila Méndez Otero
Mila Méndez REDACCIÓN / LA VOZ

MERCADOS

08 oct 2017 . Actualizado a las 04:50 h.

Empezaron el 2017 como socias, estuvieron a punto de formalizar un acuerdo por el que Ryanair se encargaría de los vuelos de largo alcance de Norwegian, y han terminado como acérrimas competidoras. Michael O’Leary, consejero delegado de la compañía irlandesa, pronosticó al final del verano que su rival iba a desaparecer en cuatro o cinco meses porque «pierde dinero a diario y no tiene fondos para pagar los aviones que ha encargado». La nórdica respondió al cabo de unos días anunciando la contratación de 140 pilotos de la aerolínea radicada en la capital de Irlanda. La madre del cordero de la crisis que la llevó a la cancelación masiva de vuelos. El duelo aún no ha terminado. Norwegian necesita más pilotos. ¿Adivinan dónde va a abrir una nueva base? Sí, en el aeropuerto de Dublín.

-Norwegian nació en 1993 como una empresa regional, reconvertirse en low cost fue su tabla de salvación pero... ¿Costó hacerse a la idea al principio?

-Para nada. No tenemos ningún inconveniente en reconocernos como compañía de bajo coste, a mucha honra.

-¿La calidad está reñida con el bajo coste?