La vivienda cierra su ajuste 

Los precios prolongan su inercia a la baja en Galicia, pero ya crecen en siete comunidades. Un piso de 100 metros cuadrados cuesta aquí 116.740 euros, 30.000 menos que la media española, según la Sociedad de Tasación


La Voz / Redacción

El mercado inmobiliario tocó fondo el año pasado. Después de siete ejercicios marcados por un proceso de reajuste para acomodarse a un nuevo contexto condicionado por el desplome de la demanda y la contracción del crédito, el precio de la vivienda empezó a moderar la caída que inició tras el estallido de la burbuja. La rebaja no ha alcanzado en Galicia la dimensión de las comunidades con mercados expuestos a más tensiones. Los precios bajaron aquí un 18 % desde el crac del ladrillo del 2007 hasta finales del 2014, según los datos de la Sociedad de Tasación. Son 13 puntos menos que la media española. Pero las diferencias en el comportamiento del sector van más allá. Mientras en siete comunidades el precio de la vivienda ya ha comenzado a repuntar, en Galicia todavía mantiene un suave descenso. De acuerdo con el balance del Ministerio de Fomento, el metro cuadrado bajó en el primer trimestre un 0,77 % en esta comunidad.

El informe de los tres primeros meses del año revela, con todo, diferencias significativas entre las cuatro provincias gallegas. Así, la vivienda sigue bajando en las que cuentan con un mercado más activo, pero repunta en las menos pobladas. Los precios experimentaron su mayor caída en Pontevedra, un 2,12 % que deja el coste medio del metro cuadrado en 1.209 euros, el más alto entre las cuatro provincias gallegas. En A Coruña bajaron un 1,04 %, con lo que metro cuadrado se cotiza ahora a 1.180. Por el contrario, en Lugo subieron un 0,72 % en el primer trimestre, y en Ourense, un 2,06. En las dos provincias, el metro cuadrado está por debajo de los 1.000 euros. En Lugo, cuesta 815,8, y en Ourense, 961,4. De este modo, un piso de 100 metros, cuesta por término medio 39.300 euros menos en la provincia de Lugo que en la de Pontevedra.

Los ajustes son algo mayores si se toma como referencia el período interanual. En esa comparativa, Galicia aparece como la cuarta comunidad en la que más bajó el precio medio de la vivienda entre marzo del 2014 y el mismo mes de este año, con un recorte del 2,29 %. Las mayores caídas interanuales corresponden a las comunidades vecinas de Asturias (6,5%), Castilla y León (3,7 %). Entre ellas y Galicia se sitúa Navarra, donde la vivienda se abarató en ese período un 3,1 %. El mercado inmobiliario también se abarató en el País Vasco (con un descenso del 1,4 %) y en Murcia (1,3 %).

Ciclo alcista 7 años después

Pero siete comunidades ya han entrado de lleno en un ciclo alcista, después de completar el proceso de ajuste en el 2014, aunque en alguna de ellas los repuntes tienen todavía más valor simbólico que cuantitativo. Se trata de Canarias, donde el precio medio de la vivienda ha experimentado según Fomento una subida del 3,5 % entre marzo del año pasado y el mismo mes del presente ejercicio, Aragón (1,9), Madrid (1,67), Comunidad Valenciana (0,69), Extremadura (0,57), Baleares (0,1) y Andalucía (0,05).

El comportamiento todavía inestable de los precios, como corresponde a la etapa marcada por el cambio de ciclo, también propicia diferencias entre las cuatro provincias gallegas en la comparativa anual. Mientras en A Coruña y Pontevedra los precios medios registraron descensos significativos desde el primer trimestre del 2014, las de Lugo y Ourense ya se han sumado a esa senda de recuperación, aunque todavía de forma tibia. El metro cuadrado cotizaba en marzo en A Coruña un 1,98 % más barato que en marzo del año pasado. El recorte es aún mayor en la provincia de Pontevedra, donde alcanza 4,30 puntos. Las subidas son anecdóticas en las de Lugo (0,25 %) y Ourense (0,08 %). 

Con todos estos indicadores actualizados, en las cuatro provincias gallegas, el precio medio de la vivienda sigue siendo más asequible  en Galicia (1.167 euros el metro cuadrado) que en el conjunto de España (1.458). Esto supone que convertirse en propietario de un piso de 100 metros cuadrados en esta comunidad requiere una inversión de 29.000 euros menos de la necesaria en España.

Galicia (con esa media de 1.167 euros por metro cuadrado) es la séptima comunidad con los precios más bajos, por detrás de Extremadura (853), Castilla-La Mancha (883), Murcia (980), Castilla y León (1.043), La Rioja (1.085) y la Comunidad Valenciana (1.122).

Fomento cifra en un 30,4 % la rebaja acumulada por los precios de la vivienda en España desde el primer trimestre del 2008, una referencia que remite al estallido de la burbuja del ladrillo. El cálculo del ministerio sobre sus propios datos arroja un descenso similar al de la Sociedad de Tasación, que se sitúa en 31,3 puntos desde el diciembre del 2007. En todo caso, Fomento subraya en su último informe que, en términos reales, la caída del precio medio de la vivienda en España llega al 36,3 %, teniendo en cuenta las variaciones registradas por el IPC a lo largo de los últimos 7 años.

Según el informe del ministerio, el precio medio en España de la vivienda libre de hasta cinco años de antigüedad se incrementó un 0,78 % en el primer trimestre, para situarse en 1.723 euros. En las de más cinco años, el metro cuadrado cotiza a una media de 1.448 euros. En el caso de los pisos protegidos, el precio medio en los tres primeros meses fue de 1.095 euros.

En cuanto a la demanda, los expertos del sector sostienen que su recuperación comenzará a repuntar en paralelo a la crecimiento del nivel de empleo de calidad y del flujo de financiación. Es decir, por mucho que se ajusten los precios, sin empleo estable y bien remunerado, y sin facilidad para acceder al crédito, no habrá una reactivación sostenida de las ventas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La vivienda cierra su ajuste