Quintana llama a parar la «guerra» de la mejilla y sentarse en una mesa de trabajo

Los bateeiros «acatan» una propuesta que no les gusta y que los percebeiros han rechazado


redacción / la voz

La conselleira de Mar, Rosa Quintana, ha hecho un llamamiento a bateeiros y percebeiros para que acepten la oferta que hizo para poner fin a la conflictividad que este año ha envuelto la extracción de mejilla en la costa gallega.

En una entrevista en la Radio Galega, la responsable autonómica subrayó que se trata de una propuesta de acuerdo transitoria, únicamente para el mes de junio, para parar las hostilidades y evitar que se recrudezcan los enfrentamientos entre bateeiros y mariscadores. Por eso Quintana llamó a ambos bandos a meditar bien su posición y alcanzar una tregua que sería previa a la organización de una mesa de trabajo en la que se analizarán y definirán las zonas de extracción de percebe y de mejilla para evitar «conflitos e garantir unha convivencia pacífica».

Quintana admite que «ambos sectores poidan sentir que se lle recortan dereitos con esa oferta», pero se trata de una salida intermedia a las peticiones que unos y otros pusieron sobre la mesa y busca «salvagardar os intereses de ambos cunha explotación sustentable dos recursos».

Dieciséis «santuarios»

La propuesta para paliar las tensiones que ha generado la escasez de cría de mejillón, por una parte, y la imposibilidad de trabajar de los percebeiros por la bajada de demanda de producto derivada de la alerta sanitaria, por otra, consiste en permitir a los bateeiros ir a la mejilla en junio -la temporada acaba en abrir y ya se había prorrogado a mayo- a condición de que no la recojan en áreas sensibles de percebe. Un total de 16 santuarios de crustáceo, que ocupan 50 kilómetros del litoral de A Coruña y Pontevedra, en el que ni bateeiros ni percebeiros podrían extraer semilla de mejillón.

Los productores de bivalvo ya anunciaron que no les queda más remedio que acatar una propuesta que no les satisface, dado que necesitan cría para sus viveros y el tiempo se agota. Sin embargo, las cofradías, tanto las de A Coruña como las de Pontevedra, manifestaron abiertamente su rechazo al plan, al considerar muy pocas las zonas que se han protegido. Los pósitos se reúnen hoy en la Federación Galega de Confrarías para pactar una postura común.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Quintana llama a parar la «guerra» de la mejilla y sentarse en una mesa de trabajo