Los trece aprietos de la pesca artesanal

Las cuotas de verdel, sardina, bonito y raya; los descartes, y la obligación de fichar preocupan a unos 4.600 barcos


ribadeo / la voz

De A Guarda a Hondarribia, unos 4.600 barcos de artes menores y de cerco faenan en el caladero nacional. Más de 8.000 tripulantes de una flota multiespecífica con un sinfín de particularidades y problemas comunes. De ellos hablaron el jueves y viernes en Ribadeo dirigentes de 8 federaciones de cofradías de Galicia, Asturias, Cantabria y el País Vasco. Tras diagnosticarlos y proponer remedios, se los expusieron a dirigentes del Gobierno español y de las cuatro comunidades del Cantábrico-Noroeste.

Basilio Otero, presidente de la Federación Nacional de Cofradías y de la lucense, promotora del simposio, resumió los aprietos actuales de la pesca artesanal. Atentos, los escucharon Alicia Villauriz, secretaria general de Pesca en funciones; Rosa Quintana, conselleira de Mar; dirigentes de organizaciones de productores y de armadores, y sindicalistas. «Trece, mal número, pero son las que salieron», dijo Otero.

cABALLA, XARDA O VERDEL

La multa pendiente. Hasta el 2023, a razón de 5.544 toneladas por año, seguirá pagando España la sobrepesca del 2009 y del 2010. Con la cuota que sobró de este año piden compensarla «de manera proporcional» con caballa y anchoa, e insisten en aprovechar excedentes de pelágicos como bacaladilla o jurel para descontarla.

 LA SARDINA

¿Cuánta pesca Portugal? Para no cerrar la pesquería, la UE permite capturar casi 10.799 toneladas a Portugal y España. Del consumo del 33 % español hay datos, y las cofradías quieren conocer los de los portugueses. También piden aclaraciones sobre las compras de cupo en el golfo de Cádiz.

LA RAYA

Más rapidez. Complemento importante para la bajura gallega, la alta supervivencia de la raya permite devolverla al mar a barcos sin cuota. «Agradecemos las respuestas» a las iniciativas del sector, dicen las cofradías, pero piden «más rapidez» al aplicarlas.

 TRES FRENTES CON EL BONITO

Más cuota y controles a los pelágicos. Por tercer año consecutivo, la costera del bonito del norte acabó antes, a finales de agosto, cuando solía rematar a principios de octubre. Comprobado que las 16.620 toneladas asignadas a España resultan insuficientes, y que no puede capturarlo pese a tenerlo frente a sus costas, demandan más. Dependen de la UE, que las negocia en nombre todos los países miembros. Rosa Quintana, conselleira de Mar, lo considera «de vital importancia para la flota artesanal». Cuando ningún español puede pescar atún blanco, pelágicos franceses e irlandeses lo capturan frente a Galicia y en el resto del Cantábrico, por eso «exigen mayor control y datos de sus descargas». El tercer frente son las restricciones de Marina Mercante a los barcos más pequeños. Como no podrán aventurarse hasta donde llegan ahora, las cofradías piden «soluciones».

LA OBLIGACIÓN DE FICHAR

«Imposible de cumplir». Horarios y sistemas de trabajo en la pesca, con diferencias entre barcos y caladeros, hacen «imposible cumplir» el control de jornadas laborales a bordo. Las cofradías piden a la Pesca «apoyo» para que el Estado no los obligue a fichar. 

LOS DESCARTES

«¿Cuáles son las especies objetivo para artes menores?» Todos los barcos de la UE deben registrar y llevar a puerto especies sometidas a cuota y, si la agotan, restarla de otras. Las artes menores quieren detalles de cuáles son sus especies objetivo, así como del consumo por flotas de minimis y las exenciones a la prohibición de descarte. 

LOS FONDOS EUROPEOS

Ayudas por almacenamiento. Las cofradías insisten en reclamar que se cambie la norma de las organizaciones de productores y piden que la UE establezca ayudas para almacenar pescados.

LAS MEDIDAS TÉCNICAS

«Preocupa» el diario electrónico. A la flota de artes menores le preocupa la posibilidad de ser obligada a usar el diario electrónico. Además, insiste en pedir solución «a la limitación de los 600 metros de fondo para el enmalle».

143 millones para la flota gallega de bajura

Sin contar con posibles ayudas del Fondo Europeo de la Pesca para el período 2021-2027, la Consellería do Mar ya ha reservado 143 millones del actual para el «plan de acción da pesca costeira artesanal». Lo anunció ayer la conselleira Rosa Quintana en la clausura del simposio celebrado en Ribadeo. «Verá a luz no 2020», anunció, y marcará hasta el 2030 el rumbo de casi 4.000 barcos de artes menores y sus más de 6.500 tripulantes.

Atenderá «as peculiaridades» de esa flota en gestión, investigación, conservación del medio, eficiencia de los barcos, comercialización, procesado, promoción, difusión, imagen o diversificación de actividades.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Los trece aprietos de la pesca artesanal