Vigo atrae a la pesca de cinco continentes

Más de 37.000 visitantes de 108 países acudieron a la edición de Conxemar clausurada ayer


Vigo

La edición número 21 de la Feria Conxemar se clausuró ayer tras recibir 37.007 visitantes profesionales. Esta cifra supone un incremento de un 4,5 % respecto a la edición del 2018. Los organizadores pusieron ayer énfasis en la importancia de que la ampliación del Instituto Ferial de Vigo (Ifevi) esté lista para el 2020 para dar respuesta a la demanda existente. 70 empresas se quedaron en lista de espera sin posibilidad de exponer por falta de sitio en el recinto ferial. «Las empresas interesadas podrían ver en Barcelona la posibilidad de exhibirse, algo que en Vigo no han encontrado hasta la fecha», advierten.

Empresas de 108 países han vuelto a dar su respaldo a este evento y convertido a Vigo en el epicentro del mercado de los alimentos congelados. Los países que más han incrementado su presencia han sido Portugal y Argentina, un 23 % y un 58 %, respectivamente.

El encuentro ha servido para que las empresas del sector establezcan contactos y firmen nuevos contratos para seguir creciendo. «Para nosotros es muy satisfactorio ver cómo los negocios se concluyen casi en el acto», destaca Máximo Hurtado, agregado comercial del Gobierno de Canadá.

El instituto ferial se convirtió en una sala de transacciones a nivel global. «Muchas empresas han descubierto que a Conxemar no se viene a hacer negocio con España, sino que alguna ha incrementado sus ventas con Portugal en un 50 %, con empresas italianas y un poco de todo el mundo», destaca este portavoz de uno de los países que más importan bogavante de España. Sebastián Pillado, director de la agencia Pro Chile, afirma que «esta feria se posiciona muy bien en el contexto del sur de Europa y el norte de África. Es una feria para hacer negocios. Nuestras empresas están muy contentas con sus agendas, así como también con los nuevos contactos que se generan acá. No obstante, la organización deberá hacer frente al reto de ampliar su capacidad del área de exposiciones, que es lo que más critican los participantes. «Empezamos con 15 metros el primer año y llevamos 130 metros cuadrados. Quisiéramos llegar a mucho más, pero lamentablemente henos tenido grandes dificultades para conseguir espacio. Hemos pedido aumentar, pero no fue posible al no haber disponibilidad», afirma Pillado.

La novedad que han presentado los chilenos en esta feria ha sido la certificación MSC para la pesca del jurel y la merluza austral. «Reconoce tanto a empresarios como trabajadores y al sector público, que ha hecho una normativa muy exigente. Los supermercados exigen cada vez más este tipo de certificaciones que dan seguridad al consumidor».

Luisa Dong, de la empresa China Makefood International, también opina que las instalaciones se han quedado pequeñas para una feria de la importancia de Conxemar.

Roisin O´Sullivan, de Irlanda, señala que en el 2018 exportaron 73 millones de euros de pescado y marisco «y esta feria nos permite forzar un poco más, apoyar al mercado español y que mejore la relación que tenemos con España».

Peru ha estado representado en Conxemar por empresas como Global Pez, constituida en Vigo, la empresa que firma el 60 % de las capturas de anguila.

Las ONG recogen toneladas de comida sobrante de Conxemar

alejandro martínez

Garantizan la ayuda a miles de personas durante meses

Conxemar no tendría sentido si los expositores no pudiesen llevar sus productos para mostrarlos a sus clientes e incluso dejárselos probar recién cocinados. Pero, ¿qué pasa con todos esos alimentos envasados y ultracongelados cuando llega el momento de cerrar el telón de una de las ferias de alimentación más importantes de Europa?.

La respuesta es que los expositores no se llevan la mayor parte de esa mercancía que ha servido para promocionar sus marcas. Prefieren donarlas a entidades benéficas para que las repartan entre las personas más necesitadas de la provincia.

Se ahorran así el trabajo de volver a transportar los productos teniendo que mantener la cadena de frío al mismo tiempo que realizan una labor solidaria. Las ONG las reciben encantados porque llenan sus despensas y garantizan el suministro de productos de primera necesidad durante meses a las familias con escasos recursos. Los productos congelados son muy bienvenidos porque son escasos dado que normalmente no los suelen recibir de la ciudadanía durante sus campañas. El Banco de Alimentos de Vigo, el Banco de Alimentos Rías Baixas y el hogar Santa Marta son los principales receptores de todos estos productos sobrantes de Conxemar.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Vigo atrae a la pesca de cinco continentes