La reclamación de los extrabajadores españoles en buques noruegos, otro peldaño hacia Estrasburgo

Long Hope afronta un nuevo juicio para reclamar la pensión que Noruega niega a los marineros gallegos


Long Hope, la asociación que agrupa a los exmarineros españoles que trabajaron en barcos mercantes noruegos sin generar derecho a pensión -unos 10.000 gallegos-, afronta esta semana un nuevo juicio en Noruega -los días 13 y 14- para resolver su reclamación al Estado nórdico: cobrar una prestación de jubilación que se les negó por no tener allí establecida su residencia, aunque pagaban impuestos como si viviesen en el centro de Oslo.

El presidente de Long Hope, Juan Lázara, su portavoz, Alberto Paz, y dos afiliados viajan hoy acompañados del profesor Xosé Manuel Carril, en calidad de asesor a la capital noruega para participar en las sesiones en las que la instancia equivalente a la Audiencia Nacional debe resolver si los marineros deben o no cobrar pensión. No tienen mucha confianza en un fallo a favor de sus intereses. «Non esperamos gañar ningún xuízo», dice Alberto Paz. No es cuestión de pálpito, si no de mero repaso histórico: «Nunca, xamais, na vida, ningún mariñeiro gañou un xuízo por cuestións laborais en Noruega. Nin os buzos do mar do Norte, nin os traballadores austríacos, ninguén. Todos acabaron gañando en Estrasburgo».

Estrasburgo. El Tribunal Europeo de Derechos Humanos. Ahí es a donde quieren llegar también los miembros de Long Hope. Por eso que el juicio en esta segunda instancia no es, para ellos, otra cosa más que subir un peldaño más. Todavía les queda otro: el equivalente al Supremo. Para entonces, ya habrán agotado la vía judicial en Noruega y tendrán el camino expedito al Tribunal de Estrasburgo. Claro que es posible que algunos de los reclamantes no lleguen a completar ese trayecto. Por razón de edad, el tiempo juega en su contra. «E a Administración está xogando co tempo», denuncia el portavoz de Long Hope. El colectivo carga contra el Gobierno español y su falta de acción. A día de hoy todavía no han hallado respuesta a la propuesta de convenio bilateral que dejaron sobre la mesa de la Secretaría de Estado para la Unión Europea, Aurora Mejía. Ni tampoco a estas alturas se ha debatido esa proposición no de ley que apoyaron todos los partidos políticos a excepción del PP y que iba a presentar En Marea en el Congreso de los Diputados. Así es que Long Hope está desencantada y recuerda que «a xustiza social debería estar por riba de calquera negociación política», remacha.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

La reclamación de los extrabajadores españoles en buques noruegos, otro peldaño hacia Estrasburgo