El gigante pesquero Iberconsa aumenta el negocio un 30 % antes de su venta

Un tercio de la facturación del grupo vigués está ya fuera de la Unión Europea

.

redacción / la voz

El grupo da empleo a más de 2.700 personas tras integrar varias firmas el año pasado Iberconsa, el segundo mayor grupo pesquero en España, solo por detrás de la también gallega Pescanova, alcanzó en su último ejercicio una facturación récord de 265,9 millones de euros, prácticamente un 30 % más (28,6 % en concreto) que un año antes, gracias a que ha integrado en su grupo a algunas sociedades extranjeras, a la inversión para aumentar su producción en Argentina, y a la consolidación de su negocio de pesca y procesado de merluza y langostino. Con ese volumen de ventas, el beneficio final de este holding -agrupa a una treintena de firmas- con sede en Vigo superó los 19 millones de euros, un 29 % más que en un 2016 que ya había sido provechoso para Iberconsa. «Los resultados son espectaculares», dice rotunda la compañía. 

Esas cifras forman parte de la memoria que el grupo acaba de remitir al Registro Mercantil y que tiene un interés añadido: son las que están estudiando los potenciales compradores de Iberconsa. Porque desde el mes de abril el socio principal de la pesquera ha puesto a la venta su participación. Se trata del fondo de inversión madrileño Portobello, que en Galicia también controla la cadena de gimnasios Supera. Tiene el 55 % del capital, y en el mercado se especula con que la operación de venta pueda alcanzar los 300 o 400 millones de euros. No se descarta que, junto a Portobello, también se deshagan de su participación accionistas minoritarios. Están interesados en esta compra desde un fondo de Londres llamado Pamplona hasta los chinos dueños de la firma electrónica Lenovo, y la operación se espera cerrar en las próximas semanas.

La empresa, mientras, sigue creciendo, y acaba de poner en marcha Iberconsa Seafood Processing, su primera planta de procesado en Galicia, también en Teis, donde está su sede central.

En estos últimos años con Portobello al frente (entró en el año 2015), la firma gallega ha ido ganando presencia internacional. Entre sus últimos movimientos está la compra de la sociedad Atunera Argentina por 9,2 millones de euros; una alianza con un grupo, Eyethu Fishing, para la incorporación de un buque congelador en Sudáfrica y el desarrollo de productos (calamar, sardina...); y más recientemente, en febrero, la adquisición completa de Pesquera Santa Cruz, que permitirá llevar su facturación por encima de los 300 millones de euros al cierre del 2018. «Seguimos en la senda de desarrollo encaminada a convertirnos en uno de los referentes mundiales en el sector de la pesca», se lee en su informe anual. Por lo pronto, con todos estos movimientos, un tercio de la facturación de Iberconsa está ya fuera de la Unión Europea, cuando hace dos años apenas superaba el 20 %. Tiene filiales en Namibia, Argentina, Uruguay, Lisboa y Sudáfrica, controlando marcas como Hiperxel, una de las mayores distribuidoras de pescado congelado en España. Y esa ampliación del negocio ha conllevado un estirón en el empleo, hasta superar los 2.700 contratadas, 700 más en un solo ejercicio.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

El gigante pesquero Iberconsa aumenta el negocio un 30 % antes de su venta