La bajura gallega cerrará en nueve días una campaña de la centolla excepcional

Calidad «fantástica», «boas» capturas y precio estable es el resumen de la flota

Un barco de O Grove, el puerto de la flota de centolla más numerosa, en plena faena
Un barco de O Grove, el puerto de la flota de centolla más numerosa, en plena faena

redacción / la voz

La flota gallega está a punto de poner fin a una campaña de la centolla de lo más exitosa, histórica podría decirse en cuanto a capturas. Aunque Antonio Otero, patrón mayor de O Grove y centoleiro de oficio rebaja grados al adjetivo excepcional para dejarla en «moi boa», lo cierto es que la estadística, en crudo, da más la razón a los que emplean el epíteto de extraordinaria. Por lo menos en cuanto capturas, dado que entre noviembre pasado -fecha en que se abrió la veda- y lo que va de mes se descargaron más de 520 toneladas en los puertos gallegos, un volumen de crustáceo subastado inédito, al menos en este milenio, que es lo que contabiliza la plataforma PescadeGalicia.

Entre tal bonanza, no extraña que hubiese flota que quisiera prolongar la campaña hasta el día 30, a pesar de que cada vez se encuentran más piezas ovadas. Esta opción era mayoritaria entre la bajura de Pontevedra, frente a la opinión de los coruñeses, que pedían cerrarla ya, mañana mismo. El pacto fue «nin para ti, nin para min», explica Otero. Ni el 30 ni el 16, el 23. De todos modos, en el mercado podrá seguir habiendo centolla gallega hasta el último día de junio, pues la flota lucense continuará faenando hasta ese día, toda vez que comenzaron la campaña más tarde, ya en diciembre.

Las cofradías también pactaron la fecha de reapertura de la temporada. Para los barcos de A Coruña y Pontevedra, la veda se prolongará hasta el 12 de noviembre, casi un mes antes de lo que arrancará en la costa de Lugo, donde se ha fijado para el día 9 de diciembre.

Precios estables

El presidente de la Federación Provincial de Pontevedra, José Antonio Gómez, uno de los que puntúan la campaña con un excelente, destaca que a pesar del elevado volumen de capturas, el precio se mantuvo estable, sin los altibajos que provoca la escasez. «É certo que non houbo prezos desorbitados, pero tampouco caídas bruscas das cotizacións», repasó.

Otero admite que fue un «ano bo de ingresos», aunque la flota nota que, dejando aparte el período de Navidades, el precio de este año está por más bajo que el del año pasado. Algo nada extraño, apostilla, puesto que «é a lei da oferta e da demanda». Y la oferta fue constante a lo largo de toda la temporada. Por eso que los 9,09 euros de media de la campaña no está nada mal, por más que sea un tercio inferior al de la anterior (13,7 euros). También las descargas fueron prácticamente el doble.

Ahí Antonio Otero hace una concesión al término de histórica: «É certo que nós na lonxa nunca superamos o millón de euros, e nesta campaña si», dice el patrón mayor de O Grove, puerto que da cobijo a la flota centoleira más numerosa de Galicia.

Otro apartado en el que Otero sube de grados su valoración es en la calidad: «Fenomenal; pezas de calidade excepcional».

¿Y ahora qué? «No meu caso, para o carro», apunta el grovense. Después a la pescadilla, con las betas, otros a la nasa, para capturar nécora o pulpo. Si es que con tanta abundancia de crustáceo lo hay.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Tags
Comentarios

La bajura gallega cerrará en nueve días una campaña de la centolla excepcional