Tres meses de cárcel por intentar vender 700 vieiras tóxicas

Los tres mariscadores fueron sorprendidos en la autopista cuando se dirigían desde Ferrol a Vigo, donde pensaban despacharlas


a coruña / la voz

Recogieron la vieira en Ferrol, la metieron en un Citroën C8 y tomaron la autopista en dirección a Vigo, donde pensaban venderla. Pero a la altura de Ordes, el conductor hizo un extraño giro que llamó la atención de una patrulla de Tráfico. Los agentes mandaron parar el vehículo. Lo primero con lo que se encontraron fue con que el conductor tenía el carné retirado y no podía circular. Luego, cuando le pidieron que abriese el maletero, los agentes descubrieron que iba lleno de marisco. Las vieiras, una vez analizadas, se comprobó que no eran aptas para el consumo. Por ello, los tres ocupantes del coche fueron procesados por un delito contra la salud de los consumidores por traficar con géneros corrompidos en grado de tentativa. En el juicio, celebrado hace dos meses en el Juzgado de lo Penal número 2 de A Coruña, José Luis P. B., Rubén F. B. y Francisco V. F. reconocieron los hechos. Sus abogados alcanzaron un acuerdo con la Fiscalía y asumieron una pena de 3 meses de prisión. No ingresarán a cambio de que no cometan ningún delito en dos años.

Multa de tráfico

En el mismo juicio también fue condenado el conductor por un delito contra la seguridad vial a una multa de 1.200 euros. Todos ellos, además, no podrán dedicarse a profesión alguna relacionada con el mar durante los próximos dos años.

Las vieiras, según se expone en la sentencia, habían sido extraídas en la zona de Mugardos y Ferrol durante la época de veda decretada por la Xunta en enero del 2013 por la existencia de la denominada marea roja (presencia de toxina que hace imposible el consumo humano). «Los acusados conocían esa prohibición y la peligrosidad de la venta y consumo en tales circunstancias», según el fallo.

Los tres procesados llevaban 700 unidades de vieira con un peso total de 165 kilos, distribuidos en cuatro capachos, así como varios útiles de pesca. El producto fue remitido para su análisis al Instituto Tecnolóxico para o Control do Medio Marino de Galicia (Intecmar), arrojando un resultado de 49,2 miligramos de ácido demoico por cada kilogramo, «muy por encima de límite máximo legal que es de 20 miligramos».

Por último, el juez destaca en la sentencia que la presencia de esos productos «supone un elevadísimo riesgo para la salud pública por cuanto sus efectos negativos en la salud humana están mundialmente acreditados, pudiendo producir gastroenteritis, cefaleas, cuadros neurológicos graves o incluso la muerte».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Tres meses de cárcel por intentar vender 700 vieiras tóxicas