Vilalba cambia el proyecto de vigilar el polígono con cámaras

Un informe advirtió al Concello que el plan inicial era inviable


VILALBA/ LA VOZ

El Concello de Vilalba decidió cambiar su propuesta de vigilancia con cámaras de seguridad en el polígono de Sete Pontes. La medida fue tomada por el gobierno local tras recibir un informe sobre el asunto. El documento, encargado por el Concello, advertía de las dificultades que podrían aparecer para lograr la legalización del sistema acordado en el pliego de cláusulas.

El asunto ya estaba avanzado: no solo el Concello había logrado una subvención de la Xunta para desarrollar esta medida, sino que incluso se había iniciado el procedimiento de licitación. No obstante, una de las empresas que se habían presentado formuló una reclamación, y esa fue la razón por la que el Concello decidió solicitar un informe.

Una vez recibido ese documento, el proceso debe empezar otra vez prácticamente desde el principio: así pues, se elaborará un nuevo proyecto, que será licitado luego. De todos modos, el gobierno local calcula que la medida no tardará en ejecutarse más de tres meses. Por otro lado, el alcalde, Agustín Baamonde, manifestó ayer que la colocación de las cámaras podría realizarse sin problema en unas dos semanas.

La conexión de las cámaras con una instalación donde puedan verse es también un asunto que acabará cambiando con respecto a la idea inicial. Aunque en un primer momento se pensó que las imágenes se viesen en un local de la sede de la asociación de empresarios, situada en el polígono, luego se concluyó que deberían estar conectadas con la dependencia de algún organismo oficial. Por ello, apuntó Baamonde, la conexión se efectuará con la sede de la Policía Local.

El coste del proyecto asciende a 60.000 euros: el Concello pone 20.000, y el resto procede de una subvención de la Xunta. La colocación de las cámaras fue durante años una aspiración de la patronal vilalbesa, que, de todos modos, no plasmó ese propósito en un desarrollo concreto. También llegó a pensar en la contratación de vigilantes privados, aunque las dudas sobre la disposición de todos los asociados a colaborar económicamente y sobre la superación de todos los escollos legales acabaron por aparcar el proyecto.

El Concello, tras lograr ayuda de la Xunta, sí avanzó en el proyecto, que también se ha puesto en marcha en algún otro polígono industrial de la comarca chairega.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Vilalba cambia el proyecto de vigilar el polígono con cámaras