«Mi obra representa la universalización de la abuela rural»

García busca fondos para terminar un documental basado en la vida en una historia personal de su propia familia


LUGO / LA VOZ

El realizador audiovisual vilalbés Jacobo García Fernández, de 27 años de edad y residente desde hace casi un lustro en el Reino Unido -donde trabajó una temporada para la BBC-, abrió una campaña de micromecenazgo para obtener fondos con los que completar su primera obra como director. Se trata del documental Julia, que aborda la vida de las mujeres del medio rural gallego partiendo de una historia muy concreta.

-¿La mujer que da título a su película es un personaje real?

-Es mi propia abuela, que ha vivido toda su vida en las afueras de Vilalba y trabajó duramente para criar a sus hijos y atender ella sola dos negocios. Mi abuelo vendió patatas por toda Galicia y andaba siempre fuera, por lo que ella tenía que ocuparse de todo. Se habla mucho del matriarcado en los pueblos de la costa gallega, donde las mujeres tienen que ocuparse de la casa y criar a sus hijos mientras los hombres andan embarcados, pero en el interior también hay muchos casos así, y esta una de las cosas que pretendo reflejar en el documental.

-¿Cómo se plantea el hecho de trabajar con su abuela como protagonista?

-Es difícil separar lo personal de la historia que quiero contar, pero no se trata tanto de la historia personal de mi abuela como de reflejar la vida de muchas otras mujeres del mundo rural de Galicia que han pasado por situaciones muy parecidas. La experiencia también me ha mostrado que muchísimas otras personas en muchos países han tenido y tienen unas existencias muy semejantes. La película pretende representar un mundo local en un mundo global. La historia de mi abuela se puede extrapolar a muchas otras personas. Representa la universalización de la abuela que vive en el mundo rural. Hay Julias en muchas otras partes del mundo, que representan los valores que desaparecen con el tiempo.

-En el plano técnico y de realización, ¿qué cree que caracteriza su trabajo?

-Un aspecto en el que pongo mucho interés es el sonido. Pretendo que la película sea una ventana al mundo rural y que el espectador se sienta trasladado allí. Una parte importante de la película consiste en entrevistas en las que mi abuela cuenta su vida, pero también tienen ocupan mucho espacio los silencios y los sonidos propios del medio rural. Quiero mostrar la pausa y la calma de un estilo de vida muy característico que hoy está en peligro de extinción. El mundo rural ha pasado por unos cambios muy grandes que yo mismo puedo notar aunque solo tengo 27 años. Muchas costumbres y tradiciones propias de ese mundo se fueron perdiendo en los últimos años sin que nos diésemos cuenta. Quise salvar en forma de vídeo todo lo que se pueda de un mundo que está desapareciendo.

-¿Qué falta para que el documental quede terminado?

-El material está grabado en su totalidad y lo que falta ahora es precisamente editar el sonido. Este es un aspecto que no controlo y tengo que contratar a un técnico para que se ocupe de esa parte del trabajo. Por eso abrí la convocatoria de micromecenato, para conseguir fondos con los que contratar a un especialista en sonido. Lo hice hace menos de una semana y la respuesta está siendo muy buena.

-¿A qué se dedica en el Reino Unido?

-Desde que me fui allí estuve trabajando en cosas muy diferentes, desde recepciones de hoteles a la venta puerta a puerta de seguros para personas sordas. Después ingresé en un curso de tres meses de la BBC en el que participaron veinte personas y en el que se ofrecía la posibilidad de optar a tres puestos de trabajo temporales. Conseguí uno de ellos y durante un tiempo estuve colaborando sobre todo en documentales sobre naturaleza. También hice trabajos para otros medios, como la cadena Fox y National Geographic. Ahora estoy en una compañía audiovisual, pero está dedicada sobre todo a trabajos publicitarios que no tienen una dimensión social como la que tiene Julia.

 

un adelanto en internet

Jacobo García ha editado en Vimeo un tráiler de su documental aún inacabado. El realizador señala que la obra probablemente no se pueda mostrar en público hasta el 2020 debido a la política de exclusividad de los festivales en los que tiene previsto participar. Pero sí la podrán ver quienes apoyen el proyecto mediante el micromecenazgo, a través de la web gl.goteo.org/project/julia. A la derecha, una captura de vídeo del fragmento de Julia publicado en Internet

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

«Mi obra representa la universalización de la abuela rural»