La escuela infantil vilalbesa, otra vez incapaz de atender toda la demanda

El PSOE reclama medidas, y el PP estudia reabrir la vieja o ampliar la actual


vilalba / la voz

La escuela infantil de Vilalba, inaugurada a finales del 2012, vuelve a ser incapaz de atender toda la demanda. A la espera de que se abra el plazo definitivo de matrícula para el próximo curso, en estos momentos hay una lista de espera de 43 niños sin plaza en el centro. Solo dos son menores de un año, mientras que la gran mayoría están en el grupo de uno a dos años (20) o en el de dos a tres (21).

La situación ocupó parte del debate del largo pleno de ayer, unas tres horas de duración, y sirvió para que el PSOE criticase la conducta del gobierno local y para que el ejecutivo explicase medidas que estudia para combatir la actual carencia de plazas. La concejala socialista Marta Rouco consideró «grave» la situación; y recordó que su grupo ya había planteado en distintos momentos, soluciones alternativas, como no cerrar la vieja guardería o abrir un Punto de Atención a la Infancia (PAI) para atender a niños de menos de tres años.

El alcalde, Gerardo Criado, expuso que las soluciones podrían ser dos, reabrir la vieja guardería o habilitar dependencias en la actual escuela infantil. La primera medida parece menos probable que la segunda, ya que el edificio, desveló el regidor, no cumple las condiciones que actualmente exige la Xunta a dependencias con esa función; la segunda, en cambio, sí parece factible, y se reflejaría creando dos nuevas salas. La propuesta presentada por el PSOE, que reclamaba medidas concretas, fue apoyada por Vilalba Aberta y por el BNG, pero los ocho votos fueron insuficientes ante los nueve del grupo popular.

Quedó sobre la mesa, sin llegarse a la votación, otra proposición del PSOE en la que se reclamaba la puesta en marcha de un plan de empleo para jóvenes. A dicho acuerdo se llegó tras un debate en el que la concejala Vanesa Siso reprochó al PP desinterés por el asunto -«Deduzo que non interesa ter a xente formada neste concello», aseguró- y en el que el popular Agustín Baamonde definió la iniciativa del PSOE como un documento teórico de cuestionable aplicación. Al final, de todos modos, se eludió la votación con la intención de buscar un acuerdo antes del próximo pleno.

 Otro asunto pendiente

Igual suerte corrió otra proposición socialista, en la que se pedía la aprobación del reglamento de participación vecinal que ese grupo había presentado en un pleno del 2015. Baamonde ironizó sobre el interés de la oposición por ese asunto meses después, y Modesto Renda (Vilalba Aberta) le replicó que el PP sí pide participación en concellos donde está en la oposición.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La escuela infantil vilalbesa, otra vez incapaz de atender toda la demanda