Bodas de plata del rey de la miel

El dueño de Mieles Anta recibió una gran sorpresa con una fiesta de 300 invitados


lugo / la voz

David Corral era bautizado hace unos cinco años en un reportaje de prensa como el hombre de las 10.000 colmenas, título que ya se le quedó pequeño tras los continuos aumentos de producción que ha tenido que llevar a cabo en su empresa, Mieles Anta, para atender la demanda.

Las mareantes cifras de producción en las que se mueve actualmente el grupo que dirige distan mucho de las ventas de miel casera con las que comenzó en el bar de A Coruña que regentó en sus inicios empresariales.

El grupo que dirige David Corral celebró ayer con una fiesta en la Casa Grande de Nadela su 25 aniversario, celebración a la que acudieron más de 300 personas y que fue una sorpresa para el dueño de Mieles Anta.

El hecho de que sus trabajadores lograran movilizar a periodistas, políticos, hosteleros, empresarios y amigos de David Corral sin que este no se enterara sirve para confirmar la confianza que este empresario «made in Galicia» deposita en sus empleados, un rasgo evidente de su bonhomía. Tampoco hay que restarle méritos a uno de sus amigos de su círculo de confianza, el alcalde de Bóveda José Manuel Arias, quien le entretuvo durante toda la jornada hasta el momento de la fiesta, alegando que iban a hacer una excursión para recordar viejos tiempos.

Mientras Corral y Arias intercambiaban recuerdos y anécdotas, un ejército de personas ultimaba todos los detalles en Nadela para sorprender al empresario, ajeno en todo momento a lo que le esperaba.

Sorpresa casi frustrada

La sorpresa estuvo a punto de frustrarse alrededor de las siete de la tarde cuando el gancho y el homenajeado llegaron al lugar de la fiesta debido a la presencia de un enorme cartel que anunciaba la celebración al lado del cual pasaron ambas. «Pensé que lo iba a ver, pero ni se enteró, siguió para delante hasta que abrió la puerta del salón y se encontró de frente con los invitados», dijo sin disimular una carcajada José Manuel Arias.

David Corral es la viva imagen de un tipo tranquilo, pero ni siquiera él fue capaz de esconder la emoción al encontrarse con unas trescientas personas que habían colaborado para darle una sorpresa muy especial.

El elenco de personalidades que se sumó al festejo es de Liga de Campeones: la conselleira Ángeles Vázquez, la alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, el subdelegado del Gobierno, Ramón Carballo, el delegado provincial y su antecesora en el cargo, José Manuel Balseiro y Raquel Arias respectivamente, las alcaldesa de Triacastela y O Incio, Olga Iglesias y Laura Celeiro, el alcalde de Samos, Julio Gallego, y el senador Fernando Carlos Rodríguez, asistieron al al acto.

En un homenaje sorpresa y por lo tanto distendido, la intervención de la conselleira Ángeles Vázquez se centró en alabar el recorrido empresarial del homenajeado, al que puso como ejemplo de las cosas bien hechas desde el rural gallego.

La celebración continuó, como no podía ser de otra manera, con una degustación de productos tradicionales, la mayoría de producción ecológica. Todos fueron alabados por los comensales, pero los halagos más dulces fueron para Mieles Anta.

La relación de David Corral con la miel se remonta a hace tres siglos, ya que sus antecesores tenían colmenas en el año 1897 en una zona de la comarca de Sarria. Su relación con las abejas se remonta a su infancia, cuando era habitual que recibiera picaduras de abeja «algo sin importancia» y usaban las colmenas como improvisado tendedero.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Bodas de plata del rey de la miel