La primera telefonista de Muras cumplió 100 años en Viveiro

Nieves Pardo Espina, que vive en la Residencia Betania, fue «una mujer avanzada a su época», como destaca su nieta


viveiro / la voz

Una de las vecinas más longevas de Muras, Nieves Pardo Espina, está de enhorabuena puesto que acaba de cumplir cien años. Conocida como «la telefonista del ayuntamiento», la mujer reside actualmente en la Residencia Betania de Viveiro, como relata su nieta, Mar Carreiras, que destaca que Nieves fue «una mujer avanzada a su época». «Además de ejercer como madre, desarrolló su carrera profesional como telefonista del Ayuntamiento, cuando los teléfonos aún eran de cable», señala, y recuerda que en el consistorio también trabajaba como bedel su marido, ya fallecido, Emilio Albo. Varios familiares celebraron días atrás el aniversario con una comida en Casa Cándida, en Viveiró. Su nieta resalta que la centenaria «vive feliz y muy arropada y querida» en Betania, donde sobre todo sor María Gracia «la colma de mimos y mucho cariño».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La primera telefonista de Muras cumplió 100 años en Viveiro