Caylu triunfa en Lugo: «Los 'riders' estamos contratados; vivimos dignamente trabajando cinco horas al día»

María Guntín
María Guntín LUGO / LA VOZ

LUGO CIUDAD

Un repartidor de Caylu recogiendo una entrega en Lugo
Un repartidor de Caylu recogiendo una entrega en Lugo Carlos Castro

La plataforma, que reparte comida a domicilio, cuenta con tres trabajadores en la ciudad, aunque busca contratar a uno más. «La relación es mucho más humana», dicen los restaurantes

19 dic 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Los «riders» en Lugo se han multiplicado en los últimos meses, tal y como explicaron entonces algunos de ellos a este periódico. El reparto de comida a domicilio experimentó un «boom» con la llegada de la pandemia de coronavirus y las motos, patinetes o bicicletas en las que se desplazan estos «corredores» ya forman parte del panorama diario de la ciudad amurallada.

Sin embargo, el Tribunal Supremo se pronunció el año pasado dando por hecho que la mayor parte de estos repartidores son falsos autónomos. Las multinacionales prometen incentivos si los pedidos llegan calientes a la casa de los clientes, pero la realidad es, en muchos casos, mucho más dura. En ocasiones, estas empresas no se hacen cargo de los accidentes laborales al no tener a trabajadores contratados y algunos «riders» lucenses llegaron a admitir que, a veces, los beneficios no cubren los gastos que tienen ya que los vehículos, combustibles... corren a cargo de los empleados.

Una plataforma gallega

Sin embargo, la iniciativa de dos gallegos que, con el comienzo de la pandemia, pusieron en marcha una empresa de reparto de comida a domicilio cambia radicalmente este panorama. Tal y como explican los trabajadores de Caylu, el concepto de negocio para estos emprendedores es radicalmente distinto: los empleados están contratados, tienen un horario fijo, libran un día a la semana y los vehículos los pone la empresa.