Mentir está feo

Luis Latorre TRIBUNA

LUGO CIUDAD

16 nov 2021 . Actualizado a las 22:12 h.

El nuevo lío que ha montado el Gobierno de Lugo con las ordenanzas sobre vados ha llevado a la edila Paula Alvarellos a protagonizar una pirueta que le abre las puertas del Circo del Sol como futuro profesional: defiende dos posturas contradictorias de forma simultánea.

Mientras en la ordenanza de vados afirma que es lógico que cobren lo mismo en todo Lugo porque el coste de tramitar el expediente es idéntico en cualquier punto, en la de terrazas defiende sin rubor lo contrario: que es lógico cobrar una tasa superior por una mesa en una zona que en otra. Personalmente comparto este último criterio, pero no tiene sentido aplicar dos puntos de vista opuestos al mismo tiempo.

Para mayor fantasía, la concejala afirma que «los cambios introducidos no recibieron, en su día, ninguna alegación». Es directamente falso. La aprobación definitiva, cuya propuesta está firmada por la propia señora Alvarellos, desestima las alegaciones, esas que dice que no existieron, presentadas por la APEC. Y no solo sí había esas alegaciones, sino que el asunto está recurrido ante el Tribunal Superior de Justicia de Galicia junto a la ordenanza de ocupación de vía pública y es probable que en pocos días sepamos el fallo.